El gobierno capitalino será el nuevo dueño del que fuera el Hospital Central de Oriente, ubicado en la colonia Gómez Farias, en el cual se traficaba con recién nacidos.

Dicho inmueble tiene un valor de 56 millones 200,000 pesos y esta equipado con instrumental médico de primer nivel, por lo que se convertirá en un hospital público a cargo de la Secretaría de Salud del DF.

Este martes, el coordinador del Programa de Extinción de Dominio del DF, Javier González del Villar, informó que el Tribunal Superior de Justicia local falló en favor del gobierno capitalino , por lo que ésta es la onceava sentencia en su favor, desde el inicio de la aplicación de esta ley en marzo del 2009.

Tenemos 11 sentencias ganadas, dos han causado ejecutoria, de las cuales siete corresponden al delito de robo de vehículos; tres, al de secuestro, y una, al delito de delincuencia organizada , detalló.

El funcionario comentó que el gobierno local aún tiene 39 juicios de extinción del dominio pendientes de resolver, de los cuales 20 son por robo de vehículos; 10, por trata de personas; seis, por secuestro, y tres, por delincuencia organizada. La mayoría de las querellas fueron iniciadas en el 2009.

González del Villar explicó que la Ley de Extinción de Dominio es un mecanismo con el cual, el gobierno capitalino busca disminuir los índices de criminalidad, en los cuatro tipos de delitos que ataca la norma: trata de personas, delincuencia organizada, secuestro y robo de vehículos, ya que con él se afectan directamente las finanzas del crimen organizado.

lpadilla@eleconomista.com.mx