La Suprema Corte nos dará la razón en el incidente de inconstitucionalidad que se presentó contra la Constitución de la Ciudad de México, porque existe una clara intromisión del Congreso local en la vida del Poder Judicial, al tratar de imponer un consejo ciudadano, manifestó Edgar Elías Azar, presidente del Tribunal Superior de Justicia capitalino.

Reiteró que no existe un pleito con el jefe de Gobierno de la Ciudad México, Miguel Ángel Mancera Espinosa, por este tema.

El aún presidente del Tribunal reconoció que no alcanzó la independencia de los Tribunales Superiores de Justicia del país, en su calidad de titular de la Comisión Nacional de Tribunales Superiores de Justicia de los Estados Unidos Mexicanos (Conatrib).

Y es que Edgar Elías Azar, de ser aprobado por el Senado de la República, se convertirá en el próximo embajador de México ante los Países Bajos.

Sobre su sucesión, el magistrado del Poder Judicial capitalino comentó que había dos magistrados que se inscribieron para el cargo, Lázaro Tenorio Godínez, pero éste, a quien le tengo respeto y reconozco su trayectoria, declinó y el único que queda es el magistrado Álvaro Pérez Juárez, pero no tiene la vía libre, ya que debe contar por lo menos con 40 votos de 76 magistrados’’, explicó Elías Azar.

En el marco de una ceremonia de entrega de certificados a mediadores privados, recordó que había prometido que se iría del cargo del Tribunal y del Consejo de la Judicatura capitalina cuando estuviera avanzado el nuevo de sistema de justicia penal.

(Y) nosotros en la capital logramos lo que otras entidades federativas hicieron en cuatro o cinco años’’, defendió el magistrado.

Yo ya terminé íntegramente mis proyectos, el único en el que fracasé de todo lo que prometí hacer, fue en el tema de la independencia judicial como presidente de la Conatrib, porque hoy nuestro tribunal no es independiente, como no lo es ninguno del país’’, sentenció.

rtorres@eleconomista.com.mx