Expedientes federales del gobierno de Estados Unidos señalan que Sergio Adrián Hernández Güereca, menor asesinado por un agente de la patrulla fronteriza, tenía antecedentes penales por tráfico de indocumentados.

De acuerdo con documentos revisados este viernes por The Associated Press, Hernández Güereca había sido detenido al menos cuatro veces desde el 2008 y dos en la misma semana en febrero del 2009.

Un agente de la patrulla fronteriza, que trataba de detener a un grupo de indocumentados que cruzaba la frontera por el lecho fangoso del Río Bravo, mató a Hernández el 7 de junio, abriendo fuego hacia el territorio mexicano.

Algunos testigos dijeron que un grupo de personas del lado mexicano comenzó a lanzar piedras contra los agentes.

RDS