El secretario de Movilidad del Gobierno de la Ciudad de México, Andres Lajous Loaeza, sostuvo que aunque de momento no hubo acuerdo con los transportistas que ayer se manifestaron en demanda de un aumento a las tarifas, lo que es “irrenunciable es mejorar la seguridad de los pasajeros a través del GPS y las cámaras” en las unidades.

Indicó que la autoridad capitalina presentó una propuesta de mejora al servicio de transporte concesionado que tiene que ver con la implementación de ciertas tecnologías, como la colocación de un Sistema de Posicionamiento Global (GPS, siglas en inglés), cámaras y contadores de pasajeros en las unidades.

En entrevista en el noticiero Por la Mañana, destacó que se llegó a un acuerdo con la mayoría de los transportistas, quienes luego del encuentro de ayer, salieron convencidos de colocar estos aparatos porque es en su propio beneficio y el de los pasajeros.

Lajous Loaeza mencionó que el martes próximo se reunirán con los transportistas en las mesas de trabajo para armar calendarios con los temas específicos y las peticiones concretas como el alza en las tarifas.

Al respecto, expuso que aunque es comprensible la demanda de los inconformes, es una realidad que un alza en las tarifas no ha llevado a una mejora del servicio de transporte, sobre todo en materia de seguridad, que es lo que exige la ciudadanía.

Subrayó que la mayoría de los transportistas no ha mostrado resistencia para la colocación de los aparatos de tecnología, porque además de que no pagarán por ellos, han reconocido que el propósito es tener mediciones certeras sobre la afluencia, porque es una forma de mejorar el recaudo, al empatar ingresos con el conteo real.

“Creemos que es una mejora para los transportistas, para el transporte, para la población, para tener mejores datos de cada ruta y trayecto”, y aunque por razones históricas han tenido desconfianza en la autoridad, “es irrenunciable mejorar la seguridad de los pasajeros a través del GPS y las cámaras”, enfatizó.

Resaltó que el gobierno de la Ciudad de México ya dio un paso adelante en la búsqueda de mejoras de la operación del servicio concesionado de transporte de pasajeros y no tiene problemas en reunirse con los transportistas, como lo ha hecho en otras ocasiones.