Después de un intenso debate, los legisladores integrantes de la Comisión Permanente del Congreso de la Unión no llegaron a un acuerdo para convocar a un periodo extraordinario de sesiones.

De acuerdo con el dictamen presentado en el pleno de la Comisión Permanente se propuso iniciar el periodo extraordinario mañana jueves 29 de julio a la 1 de la tarde, mismo duraría hasta que se agotaran los asuntos para los que se convocó.

En la Cámara de Diputados se propuso discutir el desafuero de Uriel Carmona Gándara, fiscal general del estado de Morelos; así como el de los diputados Saúl Huerta (exmiembro de Morena) y Mauricio Toledo (PT), además de la ratificación de Rogelio Eduardo Ramírez de la O, como titular de la Secretaría de Hacienda y el aplazamiento de la entrada en vigor de las reformas en materia de subcontratación.

En tanto que en la Cámara de Senadores se indicó que se prevé discutir la reforma sobre outsourcing y la ratificación de Roberto Salcedo Aquino como nuevo secretario de la Función Pública.

Fue el tema de los desafueros el cual provocó que no se llegara a un acuerdo entre los legisladores.

La senadora petista Alejandra del Carmen León Gastélum anunció que su partido estaba en contra.

“Hoy nos encontramos frente a la consolidación de un proceso espurio, plagado de irregularidades que busca consumar la venganza política mediante el uso faccioso de las instituciones e interpretaciones a modo de la ley”, dijo.

Por su parte, en favor del periodo extra, el diputado Rubén Cayetano García, aseveró que quienes se posicionan en contra es porque pertenecen a un pacto de impunidad.

“Se ven muy mal quienes, desde aquí, desde esta tribuna, ubiquémonos, estamos en la Comisión Permanente, presentan y presentarán alegatos que deben ser materia de la Cámara de Diputados, la impunidad ronda aquí por parte de algunos grupos que tienen intereses”, dijo.

A su vez, el senador Damián Zepeda se pronunció a favor de que se realizara públicos los expedientes sobre el desafuero en la Cámara de Diputados y con ello se realizara el extraordinario.

“No soy ingenuo y eso está pasando aquí (...) yo en la mañana (de ayer 27 de julio) dije que se contaba con los votos del PAN, tengo que retirar eso, cuentan con mi voto (...) pero ya no puedo hablar a nombre del grupo (parlamentario del PAN)”, dijo.

Para que aprobara el periodo extraordinario se necesitaba mayoría calificada, sin embargo, tras la votación se emitieron 20 votos a favor, 12 en contra y tres abstenciones, por lo que no se alcanzó la tercera parte de los votos necesarios para convocar a un extraordinario.

En consecuencia, el dictamen se devolvió a la Primera Comisión de la Comisión Permanente.

Con éste suman tres los intentos fallidos para convocar a un periodo extraordinario en los que se busca discutir el desafuero de diputados y del fiscal de Morelos.

politica@eleconomista.mx