La Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) de la Ciudad de México informó que 5,000 policías preventivos y de la Subsecretaría de Control de Tránsito brindaron protección a los asistentes a la 41 Marcha del Orgullo Gay 2019, con apoyo de paramédicos del ERUM y un helicóptero Cóndor.

Informó que se estima que al encuentro del sábado asistieron unas 170,000 personas, que partieron del Ángel de la Independencia hasta la plancha de la Plaza de la Constitución.

Por lo anterior, el titular de la SSC de la Ciudad de México, Jesús Orta Martínez, desplegó un dispositivo de seguridad que inició a las 7:00 horas del sábado, con la distribución de los agentes en diferentes puntos del Paseo de la Reforma, Juárez, 5 de Mayo y hasta llegar al Zócalo capitalino.

Durante la manifestación, únicamente se reportó la detención de dos personas implicadas con venta de alcohol, que fueron presentadas ante la Agencia del Ministerio Público de la Coordinación Territorial CUH-5.

Además, los oficiales brindaron ayuda a una persona extraviada, quien finalmente encontró a sus familiares.

Por su parte, paramédicos del Escuadrón de Rescate y Urgencias Médicas (ERUM) atendieron a 15 personas, sólo una de ellas fue trasladada al hospital de Traumatología zona Sur, con el diagnóstico de fractura en tobillo del lado derecho.

En tanto, los agentes de Tránsito se encargaron de agilizar la vialidad y ofrecieron a los automovilistas vías alternas a la circulación durante el desplazamiento de los participantes.

La dependencia aseguró que el evento estuvo monitoreado desde el aire, con el apoyo de un helicóptero Cóndor, y desde tierra con las cámaras de videovigilancia del Centro de Comando y Control (C-2) Centro.