El notario Luis Miranda Cardoso, padre de Luis Enrique Miranda Nava, funcionario con Enrique Peña Nieto y actual diputado federal del PRI, fue asesinado en Toluca, Estado de México.

La Fiscalía General de Justicia del Estado de México (FGJEM) confirmó que el asesinato ocurrió en el domicilio del notario, ubicado en la colonia Sánchez de la ciudad de Toluca.

Las primeras investigaciones de las autoridades estatales apuntan a un presunto intento de robo en el domicilio del notario, aunque no descartan cualquier indicio que apunte en otra línea de indagatoria.

Luis Miranda Cardoso fue titular de la Notaría 166 con sede en Toluca, Estado de México. Fue presidente del Tribunal Superior de Justicia del Estado de México. También fue integrante del llamado Grupo Atlacomulco que agrupa a políticos del PRI en la entidad mexiquense.

Para preservar la escena, autoridades de la Fiscalía y de la Secretaría de Seguridad del Estado de México implementaron un operativo de acordonamiento del inmueble donde ocurrieron los hechos, y sus alrededores.

“La FGJEM condena estos cobardes hechos y dará cuenta de los resultados que arroje la investigación, conforme ésta avance, y se realicen más diligencias ministeriales”, detalló.

Diversos políticos, principalmente del Partido Revolucionario Institucional, expresaron su condena ante el asesinato.

El exsecretario de Gobernación (con Peña Nieto), Miguel Ángel Osorio Chong, actual senador de la República por el PRI, expresó su pesar por el asesinato del padre del diputado Luis Enrique Miranda Nava.

El coordinador del PRI en la Cámara de Diputados, René Juárez, expresó: “Me sumo al pesar que embarga a su querida familia. Descanse en paz”.

Luis Miranda hijo trabajó con Enrique Peña Nieto desde su etapa de gobernador del Estado de México. Ya en la Presidencia de la República, fungió como subsecretario de Gobierno de la Secretaría de Gobernación y como secretario de Desarrollo Social.

politica@eleconomista.mx