La Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) flexibilizó los requisitos para que las emisoras puedan cancelar el listado de sus valores en alguna de los dos centros bursátiles que operan en México: la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) o en la Bolsa Institucional de Valores (Biva).

“Se estima conveniente realizar ajustes a los requisitos que dichas emisoras deberán observar, considerando para ello su estructura de gobierno corporativo y las mejores condiciones existentes en el mercado bursátil en aras de la igualdad de condiciones y certeza jurídica de los inversionistas”, según lo publicado en el Diario Oficial de la Federación (DOF) ayer.

Las modificaciones se realizaron a las disposiciones del artículo 15 Bis 1 fracción I de las “Disposiciones de carácter general aplicables a las emisoras de valores y a otros participantes del mercado de valores” de la ley del Mercado de Valores.

Para realizar el cambio, se debe contar con la previa aprobación del director general o rango equivalente en las empresas, “salvo que en sus estatutos sociales se prevea que le corresponde otorgarla a su consejo de administración”.

Desde julio del 2018, cuando entró en operaciones Biva en México, las empresas que así lo decidan pueden hacer su cambio de listado de la BMV a la nueva plaza bursátil o viceversa.

Moverse de una Bolsa a otra no implica un trabajo complicado, explicó en su momento María Ariza, directora general de la Bolsa Instituicional de Valores.

[email protected]