Las acciones del conglomerado mexicano Grupo Carso, que cotizan en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), detuvieron una caída que durante la jornada llegó a superar el 2 por ciento. Esto sucedió tras una reunión en Palacio Nacional entre Carlos Slim, el presidente Andrés Manuel López Obrador, y la jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum.

El precio de los papeles de Carso pasó en menos de una hora de caer fuertemente a cotizar en 64.97 pesos por título, sin cambios contra el cierre de ayer lunes. Estos movimientos ocurren días después de que registró una caída de 2.11% (desde un nivel no vuelto a tocar) debido a la conferencia sobre el desplome en la Línea 12 del Metro.

En esa ocasión, durante la conferencia encabezada por Sehinbaum Pardo, la firma privada DNV, contratada para determinar la causa del desplome, dio a conocer el primer informe de sus indagaciones. Reportó fallas en la construcción, en las soldaduras, pernos y concreto. La empresa de Slim y dos firmas más construyeron esa línea.

Después de la conferencia de este martes, Sheinbaum se negó a informar sobre el tema: “Asistí a la Presidencia de la República, pero no podría comentar absolutamente nada más”, dijo. La reunión se llevó a cabo seis días después del primer dictamen. En el desplome del 3 de mayo hubo un total de 26 muertos y más de 70 heridos.

jose.rivera@eleconomista.mx

Con información de Alhelí Montalvo