El regulador bursátil estadounidense, la SEC, propuso este martes la suspensión por cinco minutos de las acciones cuyos precios caigan más de 10%, para evitar un nuevo crac como el que afectó a Wall Street el 6 de mayo, según un comunicado.

Según esta propuesta, " se suspendería la cotización de una acción en todos los mercados bursátiles estadounidenses durante cinco minutos en el caso de que la acción sufriera un cambio de precio de 10% durante los cinco minutos precedentes", explica la SEC en un comunicado.

La medida, si es validada, se aplicará durante un período de prueba hasta el 10 de diciembre próximo.

Por el momento la propuesta será sometida a comentarios de profesionales del sector financiero durante 10 días.

En algunos minutos el 6 de mayo el Dow Jones pasó de una pérdida de alrededor de 200 puntos a otra de 998.50 puntos, más de 9%, algo jamás visto en la plaza neoyorquina. A continuación se recuperó para terminar con una caída de 347.80 unidades (-3,20%).

apr