Los precios del oro cayeron el martes, ya que el dólar y los mercados bursátiles subieron luego de conocerse datos económicos mejores a los esperados en Estados Unidos, lo que alimentó la especulación de que la Reserva Federal subirá las tasas de interés.

Mientras, el paladio escaló más de 6% debido a sólidos datos de ventas de autos en el mercado estadounidense.

El oro al contado cayó 0.2% a 1,235.96 dólares la onza, tras registrar en febrero su mayor ganancia mensual en cuatro años ante la búsqueda de activos seguros generada por las preocupaciones sobre la economía mundial.

En tanto, los futuros del oro en Estados Unidos para entrega en abril cerraron con una pérdida de 0.3%, a 1,230.80 dólares.

Los precios del oro habían subido más temprano, impulsados por débiles datos manufactureros de China y comentarios del presidente de la Fed de Nueva York, William Dudley, quien dijo que ve riesgos a la baja en su panorama económico estadounidense.

Los comentarios de Dudley podrían indicar una pausa mayor de la prevista por los propios miembros de la Fed antes de que el banco central vuelva a aumentar las tasas de interés.

El dólar avanzó contra una canasta de monedas, después de que las manufacturas en Estados Unidos parecieron haberse estabilizado en febrero, respaldando las visiones de mayores tasas de interés por parte de la Fed, una fuente de presión para los precios del oro.

A pesar de que las preocupaciones económicas globales han llevado a los inversionistas a canalizar su dinero en el oro, el aumento de precios ha mermado la demanda física en las principales regiones asiáticas que compran el metal.

En tanto el paladio, que tuvo un desempeño más flojo que otros metales preciosos en febrero, avanzó con fuerza con los operadores apuntando al respaldo de las sólidas ventas de autos en Estados Unidos, que alcanzaron un máximo de 15 años el mes pasado.

La plata bajó 0.1%, a 14.86 dólares la onza y el platino subió 0.6% a 935.74 dólares la onza.