La Bolsa mexicana cerró a la alza y el IPC ganó el miércoles 0.48% impulsada por cifras no oficiales que mostraron una fuerte subida en las exportaciones chinas, y tras comentarios positivos del presidente de la Reserva Federal sobre la economía estadounidense.

El principal índice bursátil, el IPC, terminó la sesión en 31,209 puntos.

Los acciones de la minera Grupo México, una de las mayores productoras de cobre del mundo, encabezaron las alzas y escalaron 1.33% a 29.76 pesos.

Los títulos de la gigante de medios Televisa también contribuyeron al ascenso y repuntaron 2.10%, a 46.20 pesos.

Las exportaciones de China crecieron cerca de 50% en mayo frente al mismo mes del año anterior, dijeron fuentes a Reuters el miércoles, un dato que superó ampliamente las proyecciones de un alza de 32 por ciento.

Los inversionistas también encontraron señales alentadoras en los comentarios del presidente de la Reserva Federal, Ben Bernanke, que dijo el miércoles ante legisladores de Estados Unidos que la recuperación de la mayor economía del mundo parece estar en terreno firme.

"Fue una noticia positiva dentro de todo lo malo que se ve", dijo Emilio Diez de Sollano, analista económico de Prognosis.

El optimismo llevó a la bolsa a subir casi 1.50%, pero en la recta final de la jornada las acciones en la Bolsa de Nueva York pasaron a terreno negativo golpeado por el derrumbe en los papeles de la petrolera BP.

El promedio industrial Dow Jones terminó la sesión con una pérdida de 0.41% y el índice Nasdaq Composite cayó 0.54% presionados por el sector energético en momentos en que se profundiza el escrutinio del gobierno sobre el derrame de petróleo en el Golfo de México.

"Yo veo ahorita mucha volatilidad, cualquier mejoría hay que tener mucho cuidado porque luego se caen", comentó por su parte César Castro, director de análisis de la firma Capem.