Birmingham. Al menos tres personas murieron y otras tres resultaron heridas en un tiroteo ocurrido el sábado en la noche en una fiesta estudiantil en la ciudad de Auburn, Alabama, informó el domingo la policía.

"Seis jóvenes fueron el blanco de los tiros", indicó Tommy Dawson, jefe policial de Auburn.

Las autoridades locales indicaron que las tres personas que fallecieron tenían 20 años de edad y que dos de ellas eran ex jugadores de futbol americano de la Universidad de Auburn. Entre los heridos, se encuentra un jugador del actual equipo universitario.

"Estamos ante una situación difícil porque se trata no sólo de estudiantes y atletas, sino también de gente joven", subrayó Dawson.

La policía se encuentra siguiendo la pista del autor del tiroteo, que se estima tendría 22 años de edad.

La balacera tuvo lugar en un complejo habitacional cercano al campus universitario.

"Estábamos tratando de irnos de la fiesta cuando todo ocurrió ante nuestros ojos", dijo Turquorius Vines, un testigo de los hechos, citado por el diario Atlanta Journal-Constitution. "Todo pasó tan rápido. En cerca de un segundo" la fiesta se convirtió en "una masacre sin ninguna razón", añadió.

En las redes sociales, vecinos de este complejo residencial aledaño a las instalaciones de la Universidad de Auburn afirmaron que desconocían los detalles de lo ocurrido y que algunos habitantes no pudieron entrar ni salir a sus apartamentos durante varias horas esta madrugada, por orden de la policía.

Decenas de patrullas policiales y de camiones de bomberos acudieron al lugar del incidente y esta mañana la policía seguía investigando las causas del tiroteo.

Auburn, la ciudad de mayor crecimiento al este de Alabama, tiene una población de 53,000 personas y alberga una universidad con una comunidad de más de 25,000 estudiantes y 1,200 empleados.