Washington.- El ex presidente de Estados Unidos, George H.W.Bush, ya respira normalmente pero aún permanecerá en un hospital de Texas, donde fue internado hace casi una semana por problemas respiratorios, informó su portavoz este lunes.

"La respiración del presidente Bush volvió a la normalidad, pero esta noche (el ex mandatario) permanecerá en el Hospital Metodista de Houston a la espera de la autorización formal de sus médicos para volver a casa", explicó Jim McGrath en un comunicado.

"El presidente y su mujer agradecen a todo el mundo por sus buenos deseos y oraciones", añadió el comunicado.

Bush, de 90 años, fue ingresado la noche del martes en este hospital texano, donde recibió visitas en la Navidad.

El ex presidente, que utiliza una silla de ruedas, parecía frágil en recientes apariciones públicas.

En noviembre de 2012 había sido tratado por una bronquitis en el mismo hospital, donde permaneció casi dos meses.

Su ex esposa fue internada en el mismo establecimiento por una neumonía alrededor de un año atrás, y lo abandonó en enero.

Bush, patriarca de una de las dinastías políticas más prominentes de Estados Unidos, es padre del también ex presidente George W. Bush.

Otro de sus hijos, Jeb, anunció la semana pasada su intención de disputar la candidatura republicana para las elecciones presidenciales de 2016.