Centennial. James Holmes, con su pelo teñido de color rojo-anaranjado brillante, compareció este lunes ante el Tribunal en relación con la masacre del cine que supuestamente llevó a cabo la semana pasada, mientras que el Juez fijó el 30 de julio como la fecha para presentar cargos formales en su contra.

Holmes, de 24 años, miraba hacia el infinito la mayor parte del tiempo, a veces miraba hacia abajo o cerraba los ojos mientras permanecía sentado silenciosamente junto a su abogada. Apareció sin afeitar y sin expresión alguna durante la breve comparecencia ante el Tribunal.

El Juez amonestó a Holmes al decirle que había causa probable para creer que cometió el delito de asesinato en primer grado y aseguró que continuaría recluido sin derecho a fianza.

El juez William Sylvester también le hizo saber a Holmes de sus derechos y le ordenó no tener contacto con las víctimas del tiroteo del 20 de julio, que dejó 12 muertos y 58 heridos.

Holmes aún no ha sido acusado formalmente y la comparecencia de ayer, llamada asesoría, precede a la lectura de cargos más formal en el Centro de Justicia del condado de Arapahoe. El objetivo principal de la audiencia de ayer fue el de mostrar a la Corte que hay razones suficientes para mantener a Holmes sin derecho a fianza.

Holmes se niega a cooperar con los investigadores que tratan de entender qué fue lo que motivó el ataque, expuso la policía.

No nos dice nada , comentó jefe de la policía de Aurora, Dan Oates a los periodistas. Indicó que Holmes se negó a hablar desde que fue detenido la madrugada del viernes después de que presuntamente disparó contra los asistentes al estreno de medianoche de la nueva película de Batman, The Dark Knight Rises, en Aurora, un suburbio de Denver. Inicialmente, la policía había dicho que Holmes les informó al momento de su detención que su apartamento tenía trampas explosivas, pero las autoridades declinaron comentar si estaba cooperando con ellos de alguna manera. Desde entonces, se le asignaron dos abogados defensores a Holmes.

La fiscal de distrito del condado de Arapahoe, Carol Chambers, manifestó después de la audiencia que la decisión de buscar la pena de muerte en el caso se hará con la participación de las víctimas y sus familias.

Ellos quieren colaborar con sus aportaciones antes de tomar cualquier tipo de decisión al respecto , dijo. Añadió que la decisión de perseguir la pena de muerte tiene que ser tomada dentro de 60 días después de la acusación.

Indicó que no tenía información sobre si Holmes estaba medicado durante su comparecencia y que no podía explicar su falta de emoción y mirada desconjugada.

Consultada sobre si se prevé una defensa en la que se alegue demencia, respondió: No sé si estamos anticipando cualquier cosa en este momento .