Debido al gran éxito que han tenido diferentes películas vinculadas con los autos clásicos en cartelera, cada vez restaurar las denominadas joyas sobre ruedas se vuelve una práctica común entre los mexicanos, pero ¿se pueden asegurar estos vehículos? ¿Con qué tipo de cobertura contarían estos carros?

Los autos clásicos vienen acompañados de sentimentalismo por parte del propietario, comentarios como este auto ha pasado por tres generaciones o en un auto igualito a ése le pedí matrimonio a tu mamá , pueden escucharse con frecuencia y ser determinantes a la hora de considerar asegurar este tipo de automóviles.

En el aspecto monetario, en el mercado se encuentran autos con diferentes precios, por ejemplo: el Plymouth Valiant Barracuda de 1968 tiene un costo de hasta 350,000 pesos y el Porsche 911 Coupe de 1970 posee un valor de cerca de 1.5 millones de pesos.

Generalmente los dueños de este tipo de vehículos están conscientes de que su valor es alto y por ello es importante proteger ante cualquier eventualidad de la cual no está nadie exento , expresó Igal Rubinstein, socio director de 4P/MX.

Sin embargo, no todos los autos antiguos pueden ser asegurados como vehículos clásicos, así que expertos recomiendan que si su automóvil es antiguo, debe contar mínimo con un seguro de responsabilidad civil, ya que desde el primer día de este año, de manera obligatoria, todos los automóviles que circulen en la Ciudad de México lo deben tener.

Los autos clásicos son aquellos que se encuentran en un estado impecable y sus propietarios realizan los cuidados pertinentes para mantenerlos en excelentes condiciones. Son utilizados para exposiciones o para pruebas controladas. Deben tener al menos 30 años de antigüedad y 85% de sus partes deben ser originales.

Según cifras de la Federación Mexicana de Automóviles Antiguos y de Colección, se calcula que en México hay 20,000 autos clásicos y casi 70 clubes de coleccionistas registrados. Además, de acuerdo con la Secretaría de Movilidad de la CDMX, en la entidad existen 9,000 autos registrados bajo esta figura.

Cómo lo protegen

El socio director explicó que la cobertura para un auto clásico es exactamente igual a la cobertura amplia del seguro de un vehículo normal, ya que queda cubierto por daños materiales, robo total, responsabilidad civil de bienes y personas, defensa jurídica, asesoría legal, asistencia médica a ocupantes del auto, así como apoyo vial en descomposturas.

Es importante aclarar que el contenido del auto no está cubierto, pues funciona de la misma forma que un seguro de auto normal.

La diferencia se encuentra en el monto asegurado. Para saber de cuánto dinero será la póliza, antes de contactar a una firma de seguros debe buscar a un valuador, quien le indicará con exactitud el valor real de su auto. Este servicio en algunas aseguradoras no tiene costo, pero existen otras en la que el costo aproximado de 1,200 pesos.

Para asegurar su auto clásico, la empresa le pedirá que cumpla con algunos requisitos, como que el conductor del vehículo debe ser mayor de 25 años, ya que consideran que a esa edad el propietario actúa con mayor responsabilidad.

Otro de los requisitos que las aseguradoras solicitan es que el kilometraje sea de 5,000 km al año, pues el precio del automóvil puede verse afectado por el uso que se le da, y esto puede cambiar el valor que pueda garantizarte su seguro.

El costo de la póliza se determina con base en la suma asegurada que se contrate y a las condiciones en las que se encuentre el auto, después de la valuación que se realice. También influye si el auto se utiliza regularmente o es usado para exposiciones, carreras (...) Van variando las circunstancias para obtener el precio del seguro de estos coches , comentó Igal Rubinstein.

Por ejemplo, una cotización anual de un coche Chrysler Windsor de 1947 cubriendo daños materiales, robo total, responsabilidad civil, gastos médicos de los ocupantes y asistencia vial, tiene un costo aproximado de 5,000 pesos.

Adquirir este producto financiero puede ser a través de un bróker, una compañía de seguro o con su agente de seguros.

[email protected]