Ante el escenario de que la pandemia por Covid-19 todavía no termina, la Ciudad de México, cuya vocación está concentrada en los servicios, sufrió una de las mayores pérdidas económicas en su actividad turística en el primer cuatrimestre de este año.

De acuerdo con el último reporte de la actividad turística de la Secretaría de Turismo (Sectur) de la capital del país, en los primeros cuatro meses del 2021 se perdieron 10,787.75 millones de pesos a comparación del año pasado.

A mayor detalle, de enero-abril de este año la derrama económica total por los turistas hospedados en los hoteles capitalinos fue de 11, 667.15 millones de pesos, mientras que en el mismo periodo pero del 2020, cuando la emergencia sanitaria comenzaba, se generaron 22,454.9 millones.

También hay una merma si se compara la derrama total de estos cuatro meses por año, por ejemplo, en el 2019 se captaron 34,479.21 millones de pesos, para el 2018 fueron 28,521.35 millones, en el 2017 también llegaron 28,988.15 millones, en el 2016 fueron 26,079.87 millones y el 2015 se generó una derrama por 24,327.31 millones.

Mientras que en el 2014 fueron 20,380.75 millones de pesos, el 2013 con 18,593.97 millones, en el 2012 con 17,664.58 millones y para el 2011 fueron 15,841.34 millones.

En el caso de los turistas hospedados, tanto internacionales como locales, también hubo una pérdida, pasando de 2.7 millones de visitantes en el primer cuatrimestre del 2020 a 1.3 millones en los primeros cuatro meses del 2021.

Comparando anualmente, de enero a abril del 2019 llegaron a la urbe un total de 4.3 millones de turistas, en el mismo periodo de tiempo del 2018 fueron 3.3 millones, mientras que en el 2017 fueron 4.1 millones y para el 2016 llegaron 4.2 millones de visitantes.

En el 2015 nuevamente fueron 4.2 millones de turistas, para el 2014 y el 2013 nuevamente fueron 4 millones, mientras que en el 2012 y 2011 estuvieron 3.8 viajeros.

 

Ocupación

A partir de esta merma en la captación de derrama y llegada de turistas, los registros oficiales de la Sectur local también hacen evidente la disminución en ocupación hotelera.

Precisamente, los cuatro meses de este año se ubican como el registro más bajo en este indicador.

En este primer cuatrimestre se tuvo una ocupación de 19.72%, mientras que en el mismo lapso de tiempo pero del 2020, la capital del país tuvo 41.65%, en el 2019 fue de 64.18 por ciento.

Los primeros cuatro meses del 2018 tuvieron una ocupación hotelera de 69.63%, en el 2017 68.26%, mientras que en el 2016 65.36%, en el 2015 fue 63.48%, mientras que en el 2014 con 63%, para el 2013 fue 61.11%, en el 2012 con 56.95% y en el 2011 fue de 52.19 por ciento.

rrg