Monterrey, NL. El gobernador de Tamaulipas, Francisco García Cabeza de Vaca, hizo un llamado al gobierno federal de no confrontar a los estados del norte del país en torno al Tratado de Aguas Internacionales de 1944 y a la problemática por la falta de disponibilidad de agua de la Cuenca del Río Bravo, para uso agrícola.

“Definitivamente que sí había una escasez de lluvia, las presas están limitadas, pero considero que con un buen acuerdo, con un entendimiento, podríamos cubrir tanto las necesidades que se tienen al cumplir con el Tratado con Estados Unidos y paralelo a ello, poder cubrir los distritos de riegos hoy en día afectados”.

“Pero por otro lado tampoco que quieran aventar el problema para otro lado y tengan el intento de querernos confrontar entre estados, cosa que no vamos a permitir; el problema es del gobierno de la República, que asuma su responsabilidad, así lo marca la Constitución”, demandó el mandatario.

Dijo que si el gobierno federal no puede resolver este problema, tendría que transferir estas responsabilidades a las entidades federativas.

“Entonces que entreguen el control del agua a los estados y ya nos pondríamos nosotros de acuerdo, pero ahorita lo que establece la Constitución, es que el responsable de controlar las aguas en el país, es precisamente el gobierno central”.

El Tratado de Límites y Aguas de 1944, establece que de los escurrimientos del Río Conchos, en Chihuahua; de los ríos Las Vacas, San Diego, San Rodrigo y Escondido, en Coahuila; y Río Salado, en Tamaulipas; se deberá entregar a Estados Unidos, un tercio que equivale a 431.7 m3 en promedio anual, en ciclos de 5 años.

A la fecha se registra un faltante de 379.8 m3, de acuerdo con el último reporte de la Comisión Internacional de Límites y Aguas (CILA), ante lo que las entidades federativas involucradas y el gobierno de México tomaron acuerdos para cumplir con la obligación internacional y garantizar la disponibilidad de agua para riego en el lado mexicano; acuerdos que a la fecha no han sido cumplidos por la Federación.

Tamaulipas cuenta con 1 millón 525,263 hectáreas de uso agrícola, de las cuales 551,762 son de riego y 973,501 son de temporal. El Distrito de Riego 025, correspondiente a Tamaulipas, cuenta con 202,000 hectáreas y es considerado uno de los más grandes del país.

La distribución para cumplir con el acuerdo no fue equitativa en el ciclo agrícola 2019-2020; en la parte alta del Distrito les dieron 100% y a la parte baja solamente 42% de su concesión (490 m3) que solo alcanzó para un riego, lo cual repercutió en bajos rendimientos en cultivos como maíz, sorgo, okra y algodón, con pérdidas económicas aproximadas de 2,000 millones de pesos.

rrg