Guadalajara, Jal. El elevado costo del aguacate obedece a que los meses de abril, mayo y junio son los de menor producción del fruto, lo que, aunado al crecimiento en las exportaciones, da como resultado una escasa oferta en el mercado nacional.

El presidente de la Asociación de Productores Exportadores de Aguacate de Jalisco (Apeajal), Ignacio Gómez Arregui, indicó que el fruto tiene un alto precio “histórico” en el mercado nacional; sin embargo, indicó que para los productores, un valor tan elevado no es muy positivo.

“Para nosotros como productores esto es negativo porque hace que el consumidor se aleje de nuestro producto y eso no nos beneficia”, dijo Gómez Arregui.

“El tema del precio del producto tiene muchos factores, principalmente el aguacate, justamente en esta época, estamos hablando de abril, mayo, junio, es cuando menos producción y menos oferta tenemos; ese es el principal motivo”, comentó Gómez Arregui, al señalar que, en este período, la oferta llega a bajar hasta 85% al tiempo que “la demanda internacional se ha disparado”.

En el mercado de abastos de Guadalajara, considerada la segunda central de abastos más importante del país, el precio del fruto ronda los 80 pesos al mayoreo.

No obstante, el director de Apeajal dijo a El Economista que el precio que se paga al productor no es tan elevado por lo que, son los intermediarios quienes lo llevan al precio en que se vende al consumidor final.

“Al productor le están pagando por kilo de aguacate en el árbol, estamos hablando de producto de primera, de exportación, entre 30 y 40 pesos aquí en Jalisco, y se mantiene igual que la semana pasada”, detalló Gómez Arregui.

Cultivos irregulares

En otro tema, Ignacio Gómez Arregui se refirió también al crecimiento descontrolado de cultivos irregulares en los municipios del sur de Jalisco, principal zona productora de aguacate en la entidad, mismos que, según algunos especialistas locales, habrían provocado que el desbordamiento del río Salsipuedes ocasionara severos daños en el municipio de San Gabriel el pasado mes de junio.

El director de Apeajal, señaló que desconoce la existencia de plantíos irregulares y aseguró que en Jalisco hay más de 27,000 hectáreas de cultivos de aguacate que cumplen con todo tipo de disposiciones legales y buenas prácticas agrícolas y añadió que la asociación que representa, reprueba la deforestación de bosques y los cultivos fuera de norma.

[email protected]