La investigación interna de Grupo Xcaret sobre el accidente ocurrido la tarde del sábado 27 de marzo en una de las atracciones acuáticos del parque Xenses, donde un menor de edad fue succionado en una parte del sistema de bombeo, y al día siguiente perdió la vida en un hospital, concluyó que se trató de error humano porque una persona de mantenimiento no colocó una de las tres rejillas requeridas.

El riolajante, explicó el grupo, es una actividad de flotación que tiene una profundidad de 60 centímetros y en los términos en los que de manera habitual opera no representa ningún riesgo para los visitantes.

“Nosotros hemos estado a disposición de las autoridades, cooperando con las autoridades y la familia en las investigaciones y en las acciones que resulten conducentes. No pretendemos evadir ninguna responsabilidad, al contrario, desde el primer momento que se suscitó el accidente y hasta ayer hemos estado en comunicación con la familia y pretendemos seguir con todos los canales de comunicación abiertos con las autoridades y la familia”, comentó este jueves Elizabeth Lugo.

En entrevista, la directora ejecutiva de Operaciones, Parques y Tours de Grupo Xcaret, explicó que el mismo sábado comenzó la investigación en la que participó directamente junto con el área de seguridad integral corporativa, las áreas de ingeniería y mantenimiento avanzado y la gerencia general del parque.

Como parte de los resultados obtenidos este miércoles, señaló que desafortunadamente hubo una falta a los procedimientos y protocolos por parte del personal del área de mantenimiento, que actuó sin notificar a las áreas correspondientes.

La representante del grupo dijo que, por el momento, no se han realizado peritajes externos y que se aplicó el protocolo interno.

Tras el accidente, se ofrecieron con prontitud los primeros auxilios al menor con personal certificado y luego se trasladó a un hospital con “buenas instalaciones médicas y plantel médico profesional”.

Derivado de la investigación, se determinó que una persona que forma parte de la plantilla de colaboradores del grupo es la responsable de la omisión, lo cual ya fue notificado a las autoridades correspondientes, con quienes están dispuestas a colaborar. Aunque la persona no está detenida, se evalúan las acciones legales a seguir.

No hay presión legal

“Estamos muy consternados con lo que pasó porque desafortunadamente es el primer accidente de esta naturaleza del grupo en 30 años de estar operando. Somos un referente en materia turística a nivel nacional e internacional, más de 45 millones de turistas nos han visitado y nuestra prioridad y nuestra responsabilidad es que todas nuestras instalaciones y operación siempre sean seguras”, comentó Lugo.

Agregó que desde el sábado reforzaron todos los protocolos y temas de seguridad necesarios en todos los parques.

Acerca de la comunicación con los familiares del menor, señaló que vía mensaje celular el padre les dijo el miércoles que a partir de ese día el contacto sería con una abogada que los va representar. Con ella tendría este jueves un primer encuentro en el parque Xenses, al que no pudo llegar la representante, pero se agendará una nueva fecha.

La directora ejecutiva de Operaciones, Parques y Tours de Grupo Xcaret recordó que, luego del accidente, personal del grupo (equipo de atención al visitante) acompañó a los familiares del menor dando las facilidades requeridas, de acuerdo a los protocolos establecidos por la empresa, y que no se ha ejercido ningún tipo de presión en los lamentables hechos.

“No habría manera de que tuviéramos interés en obstaculizar ningún tema. Nos hemos caracterizado por trabajar siempre de frente a la comunidad, nos hemos forjado en prestigio, a base de trabajo honesto y comprometido... Nosotros hemos dejado que todos los procedimientos legales sigan su cauce normal. En la Fiscalía estuvimos acompañando al papá, pero no tuvimos acceso, ni siquiera nos dejaron entrar. Estábamos ahí de guardia para lo que se pudiera ofrecer”, señaló.

Acerca del pago de los servicios médicos, dijo que estuvieron a cargo del grupo porque se cuenta con un seguro de responsabilidad civil, el cual se activó como parte de los procedimientos y que la familia del menor manifestó que tenían su seguro, por lo que se dejó abierta la posibilidad de ocuparlo. Finalmente se tomó el del grupo.

- ¿Ustedes asumen la responsabilidad (de lo ocurrido) y harán lo que tenga que proceder en todas las instancias?

- Así es.