Los tratamientos antiacné y de rejuvenecimiento facial se dispararon en alrededor de 40% en enero pasado, lo que augura que la industria cosmética logre un crecimiento de entre 10 y 15% este año, estimó el especialista Rodrigo Gutiérrez Bravo.

Expuso en entrevista que el 90% de los jóvenes padece de acné y de ellos entre 30 a 40% requiere un tratamiento profesional, por lo que las opciones del mercado aumentaron para este tipo de pacientes.

Actualmente se reconoce cada vez más que el acné es una enfermedad y ello hace crecer al sector que en el mes de enero vio un auge, pues con motivo de los propósitos de año nuevo, la gente acude más al dermatólogo, destacó.

No obstante, muchos jóvenes prefieren usar mascarilla de aguacate o plastas de limón con azúcar para exfoliar, a pesar de que este tipo de tratamientos caseros pueden provocar que –en la mayoría de los casos– la piel presente infecciones y se agrave el problema de acné, lo que generaría una mayor inversión para revertir el problema.

Señaló que también tiene una mayor demanda el uso de rayo láser para borrar cicatrices de acné o para rejuvenecimiento facial, pues en este último mejora la calidad de la piel, ofreciendo mediante espectros lumínicos un aspecto más juvenil al paciente.

Otro tratamiento es el relleno de surcos que se hace con ácido hialurónico y la reducción de las líneas dinámicas mediante toxinas botulínicas.

nlb