La automotriz Suzuki anunció que llamará a revisión unas 2,245 camionetas Grand Vitara en todas sus versiones de los modelos 2006 y 2007 en México.

En un comunicado la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) informó que la empresa advirtió que dichos vehículos podrían presentar fallas en la polea de la banda de dirección hidráulica, lo que ocasionaría una pérdida en la asistencia de la dirección, poniendo en riesgo la seguridad de los usuarios.

Suzuki estará haciendo el llamado a revisión a sus clientes por medio de cartas personalizadas en las que les solicita que presenten las unidades en talleres de servicios autorizados para el reemplazo de la polea de la banda de dirección hidráulica, sin costo alguno para el consumidor.

RDS