De acuerdo a la firma de análisis de mercados J.D. Power México, durante este periodo de contingencia por el Covid-19 hubo un cambio en las preferencias de consumo de los clientes mexicanos.

Según el estudio denominado Confianza del Consumidor Automotriz en México que se efectuó en este periodo de confinamiento, la eficiencia en el consumo de combustible es ahora el segundo factor de compra para quien busca un automóvil nuevo. Según el análisis este concepto pasó del 8% al 13 por ciento. La reputación de la marca se mantiene como la principal razón de adquisición con el 18%, el consumo de combustible con 13 por ciento; les siguen factores como la buena calidad en el vehículo y la experiencia previa con la marca con 11% para cada una.

Para el director general de J.D. Power México, Gerardo Gómez, la encuesta se llevó a cabo entre el 8 y 14 de mayo, misma que arrojó otros indicadores relevantes. Procesada la información se determinó que el 32% de los consumidores muestran preocupación al considerar que su situación económica familiar empeorará en los siguientes 3 meses, el 27% cree se mantendrá sin cambios y por último el 46% de los encuestados externó que sus circunstancias financieras cambiaron.

Consumo de autos a la baja

J.D. Power señaló que el indicador Confianza del consumidor e intención de compra de vehículo mostró que en los siguientes 12 meses no hay variación al quedarse con 6% mientras que la lealtad a la marca tampoco cambió para arrojar 44 por ciento.

Los encuestados se pronunciaron porque durante este periodo de contingencia esperarían mejores precios, promociones y descuentos con 15%, mientras que 12% considera que deberían contar con un apoyo a su crédito automotriz.