La primera etapa de la modernización del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) quedará lista antes de que finalice el 2019, garantizó el secretario de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Espriú. Explicó que, para ello, el gobierno federal cuenta con un presupuesto de 3,000 millones de pesos, y el proyecto incluye la reestructuración del hundimiento de la terminal 2, la remodelación de sus pistas y la creación de seis posiciones adicionales, así como la construcción de la terminal 3, que estará ubicada en el extinto hangar presidencial y de la Fuerza Aérea Mexicana.

El secretario de Comunicaciones y Transportes mencionó que dicho aeropuerto será equipado con tecnología como la que cuentan los aeródromos de Cancún, Monterrey, Guadalajara y Mérida.

“Vamos a equipar este aeropuerto, con la tecnología más avanzada. Increíblemente este aeropuerto, el principal de la República mexicana, no tenía controles de última generación, porque se había previsto que se iba a abandonar”, expuso.

Entrevistado en la Ciudad de México, antes de viajar a Nuevo León para acompañar al presidente Andrés Manuel López Obrador en su gira, Jiménez Espriú dijo que también se remodelarán los sanitarios de las terminales 1 y 2 del actual aeropuerto, y se instalarán más salas de espera.

Destacó que este lunes inició la consulta pública de la construcción del aeropuerto de Santa Lucía, con el fin de que los interesados propongan medidas de prevención y mitigación de la obra, en materia ambiental.

“Empezaron las consultas a las comunidades vecinas, para conocer cuáles son los impactos que pueda tener el aeropuerto en la zona circunvecina, y atender los asuntos, evitar los que se pueda evitar, y mitigar aquellos que sea conveniente hacerlo”, expresó.

De acuerdo con la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, la consulta terminará el próximo 12 de junio.

La semana pasada el AICM conoció el interés de cinco empresas para elaborar el proyecto ejecutivo para rehabilitar la pista 05R-23L y obras complementarias, con la finalidad de ampliar su vida útil y formar parte del Sistema Aeroportuario del Valle de México. PACCSA Ingeniería, Construcciones Marcoi, Geosol, Supyc y el Corporativo de Estudios Técnicos de Ingeniería Civil estuvieron presentes en una primera reunión con funcionarios de la terminal para conocer los detalles de las tareas a realizar en un periodo de 35 días naturales, iniciando el próximo 3 de junio. El fallo de la licitación se dará a conocer el 23 de mayo.

[email protected]