Megacable Holdings está dispuesta a crecer en el mercado corporativo por la vía de las adquisiciones, adicional al desarrollo orgánico que sus filiales MetroCarrier y Ho1A han conseguido en el último lustro, hasta haber colocado a su matriz como operador puntero en el segmento; sólo por detrás de Telmex.

La compañía, una de las pocas firmas del sector que presenta los mejores desempeños en prácticamente todos los nichos de negocio en los que opera, dijo estar abierta a comprar a alguno de sus competidores para remarcar su presencia en el negocio donde se atiende con servicios dedicados a corporativos y el sector público.

Nosotros seguiremos creciendo como una compañía (con desarrollo orgánico…) y estamos abiertos a buscar cualquier oportunidad, y la estamos buscando en el mercado corporativo, que nos haga sentido. No hemos visto, nosotros, que nos haga sentido en este momento más allá, que el mercado corporativo , plantea Raymundo Fernández, director general adjunto de Megacable Holdings.

NOTICIA: Axtel, Maxcom y Marcatel, ¿quién es más útil para AT&T?

La intención de la empresa es fortalecer su oferta de triple play para corporativos con una infraestructura más robusta y eventualmente escalarla a un cuádruple play, una vez que entre en operación el proyecto de servicios mayoristas de la Red Compartida, del que también es un socio minoritario.

En el segmento empresarial, Megacable no es una empresa nueva. En 16 años de experiencia ha ido construyendo una red propia que a la fecha alcanza una extensión de 74,000 kilómetros de cables de cobre y fibra óptica para llegar a las empresas con Internet, telefonía, video, datos o una combinación empaquetada de todos esos servicios que en sus últimos estados financieros le ha reportado buenos números a la firma con sede en Guadalajara.

Sólo, por ejemplo, el brazo de MetroCarrier reportó a Megacable ingresos por 174.1 millones de pesos en el último trimestre del 2016 y 654.7 millones en el acumulado de ese año, 5 y 36% más, respectivamente, que en los mismos periodos del 2015.

Estas empresas nos han dado mucho; hemos crecido más de cuatro veces , dice Raymundo Fernández a modo de balance al respecto de MetroCarrier y HO1A que operan como subsidiarias de Megacable para corporativos desde el año 2012. De ahí que este jueves la compañía inaugurara las nuevas oficinas de esas filiales en Polanco, al poniente de la ciudad, y confirmara nuevas aperturas en Tijuana, además de las ya concretadas en Cancún y Mérida para atender a los mercados empresariales de esas localidades.

NOTICIA: ¿Por qué Megacable no ha llegado a la CDMX?

Fernández Pendones reconoce que Megacable está lejos de relegar a Telmex del primer puesto como operador de telecomunicaciones para empresas y gobiernos, pero insiste en que el aprovechamiento de las políticas regulatorias e inversiones estratégicas en adquisiciones y crecimiento orgánico permitirán a Megacable despegarse de Totalplay, Axtel-Alestra, Maxcom, Bestel y Marcatel en el rubro y hacer más parejo el mercado.

El 20% de los ingresos totales de Megacable derivan ya de su oferta a empresas y gobiernos.

Quien es uno de los jefes en Megacable confía en los procedimientos del Instituto Federal de Telecomunicaciones con los que se ha designado a Telmex y Televisa como actores con sobrada participación de mercado y a la vez, competidores de Megacable en el negocio empresarial y en el consumo masivo.

De Televisa, el ejecutivo confía en que el IFT defina políticas regulatorias que permitan a Megacable y al resto de los operadores mejorar su presencia en la televisión de paga con ofertas más competitivas, luego que la televisora fue encontrada como agente con poder sustancial en la TV restringida.

NOTICIA: ¿Provocó Izzi Telecom la ruptura entre Televisa y Megacable?

De Telmex, añade, que el regulador obligue al preponderante en telecomunicaciones a reorganizar su red para que en los ductos o los postes en los que está obligado por ley a permitir el acceso a terceras empresas no pretexte nulo espacio para que se monte la infraestructura de otros operadores.

Vemos la disponibilidad (del IFT), pero no nos gustan los tiempos; entendemos los plazos, se están cumpliendo. Pero para poder llegar a ese lugar ideal… que los tiempos fueran más cortos. Y que las medidas que se implementen sean más eficientes. Sí, hay tarifas (de referencia para accesos), pero si los ductos ya están ocupados de qué me sirve; por eso que se obligue al preponderante a que reorganice su red, no tiene lógica que ocupe (Telmex) cuatro ductos donde debe ocupar sólo un ducto .

Raymundo Fernández reconoce que los desacuerdos con Televisa por la salida de una docena de canales de esa productora de la programación de Megacable repercutieron en impactos económicos para la compañía, que además se volvieron más notorios debido a la complejidad del momento económico que se vivió en el país en la última parte del año.

Con Televisa no estamos enojados, fue una diferencia en un acuerdo; no lo logramos y tuvimos que sacar la señal. Fue un trimestre donde tuvimos incrementos en el tipo de cambio con fuerte presión para la economía y parte de eso se juntó con la salida de las señales de Televisa , dice a modo diplomático el directivo.

El impacto por el rompimiento con Televisa fue de una desconexión de 59,000 usuarios de video para Megacable entre octubre y diciembre del 2016, según reportes a la BMV.

NOTICIA: C hoque con Televisa pegó al negocio de TV de Megacable

Y aunque Megacable no guarda enojo con Televisa, tampoco descarta sacar provecho de las regulaciones que el IFT imponga a la televisora tras haberla encontrada con poder sustancial en TV de paga, como por ejemplo, utilizar componentes de su infraestructura para crecer en nuevos mercados ya sea por la vía del mercado residencial o por el corporativo.

Pero Raymundo Fernández insiste, Megacable, por ahora, no tiene nada fijo en la cabeza al respecto de crecer en el Valle de México de la mano de la red de Izzi Telecom de Televisa o de Telmex.

erp