La apuesta digital del grupo Falabella no para de crecer. La compañía informó su plan de inversiones para el periodo 2019-2022, subiendo los recursos que están destinados a este segmento y que ha sido uno de los focos más relevantes de crecimiento que ha impulsado en el último año.

La empresa comunicó un plan por 4,200 millones de dólares, lo que se compara con los 3,900 millones que tenía el plan 2018-2021 anunciado 12 meses atrás. En esta oportunidad, 37% de los recursos irá al área digital —en sus distintas aristas—, mientras el ejercicio pasado era 32 por ciento.

Dentro de los objetivos del actual plan está “continuar con el desarrollo de un ecosistema físico y digital que dé una respuesta integral a sus clientes, consolidar su presencia en la Región y profundizar su oferta comercial”, informó la empresa ligada a la familia Solari.

En el tema digital, dijo que los 1,554 millones de dólares serán destinados a la optimización y desarrollo de tecnologías de la información (TI) y proyectos de infraestructura logística asociados a sus distintos formatos de retail.

“Con esto, mejorará la personalización de su oferta mediante BI e inteligencia artificial, robustecerá la ciberseguridad y potenciará el crecimiento de Linio, marketplace regional adquirido en agosto del 2018”, detalló.

En lo físico, la empresa destinará 1,428 millones de dólares en la región para abrir cinco centros comerciales y 95 tiendas, principalmente en zonas donde no tiene presencia, las que incluyen el desarrollo de los formatos Ikea en Chile, Perú y Colombia, detalló.

A esto se suman 1,218 millones para optimizar ubicaciones existentes, mediante ampliaciones y renovaciones con el objetivo de fortalecer el posicionamiento de marcas propias, continuar desarrollando los espacios de Click & Collect y permitir mejores sinergias entre sus distintos canales físicos y digitales.

El gerente general corporativo de Falabella, Gaston Bottazzini, explicó que “Falabella está haciendo hoy las inversiones que sustentarán el crecimiento futuro de la compañía. Estamos construyendo un ecosistema de servicios integrados, que nos permita servir a nuestros clientes en toda la región cuando quieran y desde el formato que más les acomode. Tenemos la convicción de que así consolidaremos a Falabella como el ecosistema digital y físico más relevante de América Latina”.

Aumento de capital

La empresa también concretó un aumento de capital en el que recaudó 550 millones de dólares, recursos que se destinarán principalmente a la compra de Linio y al desarrollo de la franquicia de Ikea en Sudamérica.

“Mi misión hacia adelante es acelerar ciertos proyectos. Pero más que cambios, es una mayor intensidad en ciertas estrategias que ya estaban establecidas. Además, todo el proceso de aumento de capital fue una parte muy importante en esta transición”, dijo Bottazzini.

Los orígenes y desafíos

Si bien Gaston Bottazzini destaca al e-commerce como uno de los principales cambios en la industria de los últimos 30 años, también pone de relieve la transformación que sufrió el negocio con la incorporación del fast fashion, las marcas propias y las tarjetas de crédito del retail. “Con la compra de Linio y la integración de un formato de marketplace a la propuesta de valor del grupo, viene un desafío de convertir algo que era un conjunto de empresas en el mundo digital en un único ecosistema de cara al cliente”, destacó.