China exportó productos críticos para combatir la pandemia de Covid-19 por un valor de 54,643 millones de dólares en la primera mitad de 2020, posicionándose como el líder en esa categoría y con un crecimiento interanual de 206.8%, informó este martes la Organización Mundial de Comercio (OMC).

Los subsiguientes nueve mayores exportadores de estos bienes registraron variaciones de entre -11.3% y +16.3%, evidenciando un contraste frente al dinamismo chino.

Particularmente, Estados Unidos se ubicó en la primera posición en este indicador en el primer semestre de 2019, pero debido a que presentó una caída de 0.6% interanual en el mismo periodo del año actual, fue ampliamente desplazado por China.

Alemania se situó en la tercera posición con un avance de 0.2%, seguida por los Países Bajos (+0.8%) y por México (+8.4 por ciento). En consecuencia, la participación de China en el comercio mundial de esta categoría de productos escaló de 12 a 28.9%, en los mismos periodos comparativos.

Desde la perspectiva más amplia, la OMC indicó que si bien el comercio mundial total de bienes disminuyó 14% en el primer semestre de 2020 en comparación con el mismo período de 2019, las importaciones y exportaciones de productos médicos aumentaron 16%, alcanzando un valor de 1 billón 139,000 millones de dólares.

El nuevo informe de la OMC presenta estadísticas comerciales preliminares de 97 economías y compara datos de enero a junio de 2020 con el mismo período de 2019.

La actualización incluye un estudio de caso especial sobre máscaras faciales, un producto muy comercializado que se ha convertido en el símbolo más visible de la lucha contra la pandemia.

Según la OMC, el comercio jugó un papel importante para satisfacer la creciente demanda de productos críticos en la pandemia de Covid-19, como desinfectantes, mascarillas, guantes, desinfectantes para manos, oxímetros de pulso, jeringas, termómetros y ventiladores. El comercio mundial de estos productos creció 29% interanual.

En particular, las importaciones totales de productos de protección facial en la primera mitad de 2020 aumentaron 90%, a tasa anual.

El comercio de máscaras faciales textiles se multiplicó por seis y fue el más comercializado entre los diferentes tipos de máscaras faciales, a pesar de enfrentar los aranceles más altos.

China fue el principal proveedor de mascarillas faciales y representó 56% de las exportaciones mundiales.

Para aumentar la fabricación de máscaras, China se apoyó en gran medida en las importaciones de insumos intermedios: sus importaciones de telas no tejidas se triplicaron en abril de 2020 en comparación con el mismo mes de 2019, con Japón y Estados Unidos como los principales proveedores.

China también fue el sexto mayor importador de máscaras faciales en la primera mitad de 2020.

Entre los diferentes tipos de mascarillas faciales, las mascarillas textiles son las más comercializadas a pesar de enfrentar los aranceles más altos.

Los principales importadores de productos críticos para Covid-19 registraron un crecimiento de las importaciones de dos dígitos en comparación con 2019, incluidos Francia (62%) e Italia (52 por ciento).

Las exportaciones chinas de productos médicos críticos para Covid-19 se triplicaron con creces según los datos interanuales durante la primera mitad del año, de 18,000 millones de dólares a 55,000 millones de dólares.

El comercio de todas las categorías de productos médicos aumentó en el primer semestre de 2020. El comercio de productos de protección personal creció 50.3%, seguido de medicamentos (11.6%), suministros médicos (9.6%) y equipo médico (5.5 por ciento).

roberto.morales@eleconomista.mx