Mario Sánchez Ruiz, presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), advirtió que su gremio no está dispuesto a edificar sobre un México con descalificaciones, conformismo y triunfo electoral, por lo que exigen un escenario de diálogo, acuerdos y una democracia que no paralice al país.

En México, nuestros problemas empiezan con la ilegalidad. Violar una ley, vender o comprar el voto, el contrabando, la piratería, no pagar impuestos, el mal uso de los recursos públicos, el no respetar las reglas por más inconsecuentes que éstas sean , acotó el líder empresarial ante el presidente Felipe Calderón, legisladores y gobernadores invitados.

Luego de tomar protesta como dirigente de la máxima cúpula empresarial, Sánchez Ruiz exigió retomar el desarrollo económico, que conlleve a la modernización de las instituciones políticas para recuperar la confianza de éstas y de los políticos.

En el marco de la 28 Asamblea General Ordinaria del CCE, su Presidente dijo que los empresarios comulgan con un escenario en donde hay respeto a las diferencias y se construye sobre las coincidencias; un camino de la legalidad, seguridad, de la competitividad, del desarrollo económico. Éste es el escenario en el que pondremos todo nuestro talento y compromiso .

Mario Sánchez pugnó por aprovechar los avances en materia económica, las ventajas de la democracia, el deseo de progreso y concretemos las reformas necesarias para un México competitivo .

No dejemos pasar una oportunidad histórica para lograr la transformación laboral, es indispensable reafirmar la alianza entre los trabajadores y los empresarios, mencionó.

También, el Presidente del CCE enumeró las prioridades: reforma hacendaria que asigne los recursos públicos acordes con el costo-beneficio social y económico; educación con calidad que reposicione el rol del maestro y aplique eficientemente el gasto, y una reforma del Estado.

En ese sentido, Armando Paredes, al entregar la estafeta a Mario Sánchez como Presidente del CCE, criticó el actuar miope de los mexicanos, puesto que las reformas estructurales se han limitado a cuestiones políticas.

Jefe del Ejecutvo da certeza jurídica a la IP

El presidente Felipe Calderón se comprometió a dar certeza jurídica a los empresarios mexicanos y seguir impulsando las reformas de fondo que el país necesita.

El Primer Mandatario aseveró que la iniciativa privada es un pilar importante para el desarrollo de México, por lo que los exhortó a continuar trabajando en coordinación con el gobierno, para lograr mayores inversiones y con ello más empleo.

Por parte del gobierno federal pueden estar seguros que se va a corresponder su apoyo y confianza, con acciones concretas y tangibles para elevar la competitividad, vamos a redoblar esfuerzos para mantener y fortalecer la estabilidad económica y dar certidumbre jurídica que con legítimo derecho se reclama y para seguir impulsando las transformaciones de fondo que requiere México , dijo.

Calderón Hinojosa destacó la importancia del CCE, pues su participación es fundamental para generar un clima de confianza y que más empresas tanto nacionales como extranjeras vean al país como un buen lugar para invertir.

empresas@eleconomista.com.mx