Los operadores de telecomunicaciones afiliados a la Cámara Nacional de la Industria Electrónica, de Telecomunicaciones y Tecnologías de la Información (Canieti), manifestaron su oposición a la posibilidad de establecer una política regulatoria de libertad tarifaria para América Móvil.

La Canieti indicó que esta posibilidad contraviene lo dispuesto por la Constitución, en su Artículo 28 y Octavo Transitorio, fracción III del Decreto Constitucional, así como los compromisos internacionales adquiridos por México en el T-MEC, donde se establece que la preponderancia comprende a todo un sector a nivel nacional y que no puede ser fragmentado en mercados, servicios o zonas geográficas.

Semanas atrás, el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) presentó una consulta pública para determinar si es factible otorgar libertad tarifaria a las empresas Telmex y Telnor.

“Vulnerar la condición de preponderancia de América Móvil equivale a vulnerar la autonomía del IFT. El marco jurídico por el que se crea la preponderancia es el mismo que dio nacimiento al IFT como órgano regulador independiente y especializado, para promover el desarrollo del sector de telecomunicaciones y la provisión de más y mejores servicios en beneficio de todos los mexicanos”, dijo la Canieti en un comunicado.

Otorgar libertad tarifaria a esas empresas, permitiría incrementar los precios mayoristas en la mitad de los hogares conectados del país, presumió la organización.

El IFT, según Canieti, pretende otorgar libertad tarifaria a América Móvil en 63 municipios que representan el 47% de los accesos de banda ancha fija, un gasto de más de 107,000 millones de pesos al año en servicios de telecomunicaciones y más del 50% de los ingresos totales del mercado fijo.

“Eliminar la preponderancia no incrementará las inversiones de Telmex-Telnor, pero logrará que América Móvil reconcentre el mercado de banda ancha fija como ya sucedió en el segmento móvil. En 2017, el IFT ordenó la separación funcional de Telmex, al reconocer que las medidas impuestas para facilitar la desagregación habían sido inefectivas. Por el contrario, la penetración de banda ancha fija en esos 63 municipios ha aumentado gracias al despliegue de infraestructura propia de los competidores. Lo dispuesto en la consulta pública sólo beneficia a América Móvil, al flexibilizar las medidas a las que está obligado y no ha dado debido cumplimiento”.

México sería pionero a nivel mundial en desregular a un operador dominante que concentra 59% del sector de telecomunicaciones, afirmó la Canieti.

 

 

Con información de Nicolás Lucas.