Los precios del petróleo cayeron levemente el lunes, ya que la fortaleza del dólar, los temores por el aumento de los casos de Covid-19 a nivel mundial y el lento ritmo de vacunación contra el coronavirus contrarrestaron un repunte trimestral mejor a lo esperado para la economía de China.

El crudo Brent bajó 35 centavos, o un 0.64%, a 54.75 dólares por barril, mientras que el West Texas Intermediate perdió un 0.52%, a 52.09 dólares. Los mercados permanecieron cerrados en Estados Unidos debido a un feriado local.

"Los temores económicos inducidos por el coronavirus, un dólar estadounidense más fuerte y un sentimiento de los inversores más pesimista juegan su papel en el hecho de que el Brent se cotice (...) alrededor de 3 dólares menos que el miércoles pasado", dijo el analista de Commerzbank Eugen Weinberg.

Los contratos referenciales se habían recuperado en las últimas semanas, impulsados por los despliegues de la vacuna contra el Covid-19 y un recorte sorpresa en el bombeo de crudo de Arabia Saudita. Pero la lentitud de la vacunación ha planteado dudas sobre qué tan pronto podrían recuperarse las economías.

El dólar se fortaleció por tercer día seguido el lunes a un máximo de cuatro semanas. El precio del petróleo generalmente se expresa en dólares, por lo que una moneda estadounidense más fuerte encarece el crudo para los compradores con otras divisas.

Las preocupaciones de seguridad antes de la investidura del próximo presidente de Estados Unidos esta semana también están arrastrando el sentimiento de los inversores, dijo el analista de PVM Oil, Tamas Varga.

"Además del coronavirus, la tensa inauguración presidencial de esta semana también puede causar malestar entre los inversores", afirmó.

La economía de China se recuperó en el cuarto trimestre, con un crecimiento que superó las expectativas, ya que terminó con un 2020 golpeado por el coronavirus en una forma notablemente buena y se mantuvo preparada para expandirse aún más este año, incluso cuando la pandemia se desarrolló sin cesar.

rrg