Aeropuertos y Servicios Auxiliares (ASA) afirmó que ha atendido "de manera eficiente" el suministro de turbosina en todos los aeropuertos comerciales del país y reiteró su compromiso de no dejar un "solo vuelo sin atender".

El proveedor del combustible informó que trabaja de manera coordinada con Pemex, los grupos aeroportuarios y las aerolíneas que operan en México para atender la demanda en todas las estaciones que el organismo administra en el país.

Luego de un par de alertas por baja de inventario en los aeropuertos del Bajío y Querétaro, que fueron levantadas, ASA emitió esta tarde un comunicado para dejar en claro que los servicios aéreos se mantienen sin complicaciones.

"El compromiso primordial de ASA es y seguirá siendo ofrecer un servicio de calidad en el suministro de combustible de aviación a todas las aerolíneas, por lo que, a efecto de mantener informados a los consumidores del petrolífero", señaló el organismo.