La columna vertebral de las discusiones fiscales desde que inició el actual gobierno ha sido el debate de gravar las bebidas saborizadas como los refrescos, pues con ello se ayudaría a combatir enfermedades como la obesidad y la diabetes que afectan a la población mexicana.

Con el respaldo del Partido de la Revolución Democrática (PRD), el senador Armando Ríos Piter comentó que por tercera ocasión entregarán la iniciativa para que se pague a través del Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS) 2 pesos por litro en vez de un peso, como se hace desde el 2014, cuando entró en vigor la reforma fiscal.

México ocupa el primer lugar en obesidad y diabetes infantil y, para los próximos 15 años, vamos a ver que uno de cada tres estará en condición de diabetes (...) Desde que inició el gravamen a refrescos se ha logrado que disminuya en 6% su consumo; mientras que el de agua potable creció 4% , destacó durante la presentación de la iniciativa en el Senado de la República.

El perredista indicó que la recaudación entre el 2014 y 2016 ha significado para el erario público 50,000 millones de pesos.

Por hacer una comparación, el bono que sacó el gobierno federal para financiar a las escuelas de bajos recursos representó esta cantidad, por lo que es importante este gravamen, aunque no nos dicen en qué se han ido estos recursos .

En este sentido, hizo un llamado para que a través de las nuevas facultades de la Auditoría Superior de la Federación, se audite los recursos que se obtuvieron por este gravamen.

Combatirán presión ?de refresqueras

Ríos Piter agregó que México es pionero en el tema de gravar las bebidas saborizadas, aunque sólo se logró 1 peso por litro. Expuso que en otros países, a pesar de que se ha intentado gravar las bebidas con alto nivel de azúcar, la presión de las compañías refresqueras ha sido mayor.

Los intentos en Estados Unidos, Inglaterra y Japón han sido fallidos por el alto activismo de la industria refresquera. En el caso de México, además de ser contundente ha sido favorable para la disminución del consumo (...) Una política fiscal aunada a una de serie cambios en materia educativa y de salud es positiva para disminuir los problemas de salud que tiene el país .

Ante el cuestionamiento de que este gravamen ocasionó que se cerraran más de 30,000 tiendas además de desempleo, respondió: Hay que preguntar cuántos Oxxo se están abriendo en el país (...), hay compañías que han satanizado el tema y lo que realmente se busca es que los niños tengan menos riesgos de tener diabetes. En esa dimensión se tiene que hacer el debate .

Al respecto, Alejandro Calvillo, director de El Poder del Consumidor mencionó que muchas de las empresas refresqueras están dominando el mercado del agua, por lo que sus ganancias no se han visto afectadas, ya que si no venden refrescos, el consumo del agua se incrementa. El nivel de consumo de refresco va por arriba de los 400 mililitros por persona (al día), es muchísimo y ya representa un desarrollo de riesgo en enfermedades cardiovasculares .

Romperían pacto fiscal con la IP

Con respecto al pacto fiscal que garantiza que no se subirían ni se crearían nuevos impuestos en lo que queda del sexenio, el senador Ríos Piter dijo que si bien fue un planteamiento del secretario de Hacienda y del Ejecutivo, el Senado de la República tiene la obligación de revisar cada año los impuestos que beneficien o afecten a la sociedad mexicana.

El Ejecutivo puede hacer los compromisos con los grupos de interés con los que se reúne y es válido, pero no es vinculatorio en ningún sentido con los legisladores (...) Lo que estamos proponiendo no es nuevo, es el planteamiento que nos dieron organizaciones en materia de salud de que se debe gravar este producto, y lo vamos a mantener .

De acuerdo con el Servicio de Administración Tributaria, el impuesto se cobra a los concentrados, polvos, jarabes, esencias o extractos de sabores que al diluirse permitan obtener bebidas saborizadas.

Están exentas las bebidas saborizadas que cuentan con registro sanitario, un alto valor nutritivo o que se destinen para el desempeño de la presentación de un servicio, tales como jarabes para la tos, sueros orales, leche de cualquier presentación y bebidas saborizadas que se elaboren en restaurantes, bares y otros lugares.

[email protected]