Para el Premio Nobel de Economía 1997, Robert C. Merton, las pensiones que reciban los trabajadores deben estar basadas en su capacidad de ingresos; además, se deben generar mecanismos que sean fáciles de entender, pues de no hacerlo, será más lejana la relación del trabajador con su ahorro para el retiro.

"Cuando me preguntan mis estudiantes o colegas qué significa tener un buen retiro, yo les respondo: es aquel en donde puedas mantener el nivel de vida que tenías hasta el final de tu vida y sin hacer ningún tipo de recorte", dijo al participar en la Cuarta Convención Nacional de Afores.

A su parecer, no todos deben tener o recibir la misma pensión, ya que todos tienen diferentes capacidades de inversión y necesidades de gasto. Merton lo asemeja a cuando una persona compra unos zapatos:

"Hay gente que calza del 6 y otras personas del 12, pero, cómo se sentirían si solo hubiera zapatos del número 9; entonces, es importante la diversidad en el tema de pensiones", dijo Robert C. Merton. 

El profesor del Instituto de Tecnología de Massachusetts comentó que un buen retiro debe cumplir con 10 principios que van desde crear metas y generar los mecanismos que sean flexibles para los trabajadores: 

  • El primer principio, expuso, es establecer una meta, "es decir, saber a dónde queremos ir e identificar la manera en que queremos llegar a la edad de retiro".
  • Segundo, se debe considerar el riesgo, el cual se debe determinar con base a la utilidad de lo que se quiere recibir cuando alguien se pensiones.
  • Como tercer principio, indicó que es fundamental considerar los niveles de riesgo que se deben de asumir cuando una persona es joven o cuando está cerca de la edad de retiro. Mientras que el cuarto es hacer un uso eficiente de todos los activos dedicados a la pensión.
  • El quinto y sexto principios se enfocan en tener ofertas de inversión basadas en las características de cada persona o de una generación.
  • El séptimo principio es que sea un fondo efectivo, incluso para quienes no estén tan interesados.
  • Como octavo y noveno principios, agregó que los fondos de inversión deben de proporcionar información significativa a sus clientes y estrategias de inversión de bajo costo.
  • Respecto al décimo principio, mencionó, al momento de que una persona se jubile, se debe ofrecer una transición amigable y que no sea compleja para el trabajador tramitar su retiro. 

“Debe ser un sistema cómodo y flexible para el trabajador, es un desafío complejo, pero debemos basar nuestros diseños en lo que la gente conoce, porque sí lo conoce, pueden tomar decisiones significativas”, dijo Merton.

El Premio Nobel de Economía 1997 consideró que migrar los sistemas de pensiones en América Latina a fondos generaciones es un buen paso, pues ello permite establecer con claridad fechas de inicio de ahorro y el término de esa relación de ahorro.

 

kg