Irlanda tiene buenas posibilidades de financiarse a través de los mercados de capital internacionales el próximo año sin ayuda adicional del Fondo Monetario Internacional (FMI) y de la Unión Europea (UE), consideró Standard & Poor's.

"No van a necesitar fondos adicionales (...) y pensamos que definitivamente hay grandes probabilidades de que puedan autofinanciarse en los mercados comerciales el próximo año", dijo el director senior de S&P, Frank Gill.

Las preocupaciones sobre la capacidad de Irlanda de volver a los mercados financieros aumentaron después de que el ministro de Transportes, Leo Varadkar, asegurara el fin de semana que el país podría necesitar recurrir a fondos adicionales del FMI y la UE en el 2012 ya que los rendimientos seguían en un nivel prohibitivo.

Los inversionistas temen que si Irlanda necesita más fondos multilaterales el próximo año, deba recurrir al fondo permanente de rescate de la Unión Europea, que podría requerir alguna reestructuración de la deuda soberana en manos de privados.

Sin embargo, Gill dijo el actual programa del FMI y de la UE para Irlanda de 85,000 millones de euros sería suficiente para las necesidades de préstamos del país ya que "no hay ningún costo fiscal inesperado".

Irlanda también debería ser capaz de resistir una posible moratoria de deuda por parte de Grecia, ya que el mercado "tiene la capacidad de diferenciar" entre ambos países, según Gill.

Temores de que las economías más débiles de la zona euro podrían ser arrastradas hacia una crisis crediticia más profunda se han incrementado luego que Moody's dijo la semana pasada que una moratoria griega podría presionar las calificaciones de Portugal e Irlanda hacia territorio basura.

"Irlanda es una economía totalmente diferente estructuralmente de Grecia, es extremadamente abierta", dijo Gill, agregando que el país también posee un mercado laboral muy flexible.

Irlanda tiene una nota de BBB+ por parte de S&P y Fitch, tres escalones dentro del territorio de grado de inversión, del territorio basura. Moody's sitúa al país en Baa3, en el menor nivel del grado de inversión.

apr