La Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) prevé que este año la economía mexicana presente un rebote de 6%, luego de la caída de 8.5% anual que se registró en el 2020 como consecuencia de la crisis económica y sanitaria del Covid-19.

El nuevo estimado es mayor al que se proyectó en abril pasado en los Pre Criterios Generales de Política Económica (PCGPE) para el 2022, de 5.3%; sin embargo, es menor al que se manejó en meses pasados por los funcionarios en entrevistas y eventos, en donde pronosticaban un alza hasta de 6.5 por ciento.

Gabriel Yorio, subsecretario de Hacienda, explicó en videoconferencia que las modificaciones del Producto Interno Bruto (PIB) se realizan en fechas específicas, como los PCGPE, Informes Trimestrales y el Paquete Económico.

Hemos tenido un mejor desempeño de la economía de lo que se esperaba (…) esto nos ha llevado a revisar las cifras y modelos econométricos (…) La economía mexicana, ahora, tiene un soporte de 6% que tendrá que ser monitoreado”, dijo. 

Añadió que esperan que el desempeño de la economía mexicana sea mayor en el tercer y cuarto trimestres de este año ante una mayor reapertura de la economía, pese a la tercera ola de contagios del Covid. “No se prevén confinamientos como los del año pasado”.

Ante esto, no descartó modificar la expectativa del crecimiento del PIB para la entrega del Paquete Económico 2022, en septiembre próximo.

Asimismo, la dependencia modificó el precio promedio anual de la mezcla mexicana de petróleo de 42.1 a 58.8 dólares por barril, mientras que la plataforma de producción la pasó de 1,857 a 1,794 miles de barriles diarios.

“Con la actualización del marco macroeconómico, se prevé que los ingresos presupuestarios al cierre del 2021 sean mayores en 251,800 millones de pesos respecto a los previstos en la Ley de Ingresos de la Federación (LIF) 2021 derivado, principalmente, de mayores ingresos petroleros en 101,600 millones de pesos y de mayores ingresos tributarios no petroleros en 64,200 millones de pesos”, agregó la SHCP el Informe sobre Finanzas Públicas y la Deuda Pública del segundo trimestre de 2020.

Otras modificaciones que hizo la dependencia fueron respecto al tipo de cambio. A diferencia de lo aprobado en la LIF 2021, de 22.1 pesos por dólar, ahora espere que la moneda cotice en 20.1 pesos por dólar.

Asimismo, prevé que la deuda, en su medida más amplia, cierre en un menor nivel del previsto. Ahora, el Saldo Histórico de los Requerimientos Financieros del Sector Público (SHRFSP) se prevé en 50.8% del PIB, en lugar de 53.7% previsto.