Grecia dejará de pagar 40,000 pensiones por jubilación cobradas de manera indebida, declaró el ministro de Trabajo en momentos en que el gobierno se esfuerza para contener los gastos que condujeron al sobre endeudamiento del país.

El ministro Giorgos Koutromanis también advirtió que las jubilaciones, que ya fueron recortadas 40% los últimos dos años, podrían ser sometidas a nuevos recortes si Grecia, que lleva cinco años de recesión, no logra salir ella.

"Si la recesión continúa en el 2013, 2014 y en el 2015, no hay que esperar que mantengamos el mismo nivel de salarios y pensiones", declaró el ministro al Parlamento, citado por la agencia de prensa Ana.

El ministerio griego de Finanzas había anunciado el martes pasado que censaría a los jubilados de la función pública para poner al día las listas y rastrear eventuales fraudes.

Esta operación se anunció luego de diversos escándalos que ilustran las fallas de la administración griega y la contabilidad laxista del país, que permitió pagar pensiones a personas fallecidas.