A casi una semana de que se realizara la primera colocación de deuda del 2020 en los mercados internacionales, el gobierno federal realizó su segunda colocación por 1,750 millones de euros, informó la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.

De este monto, 1,250 millones de euros provinieron de la emisión de un nuevo bono de referencia a 10 años con vencimiento en enero del 2030. La tasa de rendimiento al vencimiento es de 1.241% y una tasa cupón de 1.125%, la más baja que haya obtenido México en el mercado de euros.

La segunda colocación fue de un bono por 500 millones de euros que provinieron de la reapertura del bono con vencimiento en abril del 2039 y que fue emitido originalmente en abril del 2019.

Este bono logró una tasa de rendimiento de 2%, lo que implica una reducción de 96 puntos base respecto a la tasa de rendimiento al momento de su colocación original.

“Para continuar reduciendo el costo de la deuda, México realizó una segunda operación de refinanciamiento, pero ahora en el mercado de euros. Ésta es la primera transacción internacional realizada por un país latinoamericano en este mercado este año”, expuso Gabriel Yorio, subsecretario de Hacienda, en su cuenta de Twitter.

El funcionario destacó que la demanda por dichas transacciones fue 3.8 veces el monto colocado y contó con la participación de 352 inversionistas internacionales.

“La transacción reafirma la confianza del público inversionistas en nuestro país”, agregó Yorio en la red social.

De esta manera, con la colocación de bonos en euros, el gobierno federal podrá disminuir en alrededor de 470 millones de dólares sus amortizaciones de deuda externa programadas para el 2021.

Además, se cubre aproximadamente 80% de las necesidades totales de financiamiento externo programadas para este año y mejora el perfil de vencimientos del portafolio de deuda externa de mercado.

Primero en dólares

El pasado 7 de enero, el gobierno federal realizó la primera colocación de bonos y su primer ejercicio de manejo de pasivos del 2020 en los mercados internacionales por un monto de 2,300 millones de dólares.

Dicha transacción consistió en la colocación de dos bonos. El primero fue por un monto de 1,500 millones de dólares en un nuevo bono de referencia a 10 años. El segundo fue por 800 millones de dólares procedentes de la reapertura del bono con vencimiento en enero del 2050 y que fue emitido originalmente en julio del 2019.

Al respecto, Yorio comentó que esta emisión fue neutral y no incrementa la deuda como porcentaje del Producto Interno Bruto (PIB), ya que servirá para pagar los vencimientos de deuda pasada.

“En el 2019, la deuda/PIB se redujo aproximadamente a 44.7 de 44.9%, con la que cerró en el 2018 (...) La transacción tuvo una fuerte demanda de inversionistas extranjeros, lo cual refleja la confianza de los mercados internacionales en las finanzas públicas de México”, expresó el día de la colocación.

Lo que se logra

El gobierno realizó su segunda colocación del 2020 en bonos por 1,750 mde.

• Cubrirá aproximadamente 80% de financiamiento externo para el 2020.

• Reducirá el costo financiero del portafolio de bonos denominados en euros.

• Suaviza el perfil de vencimientos del portafolio de deuda externa.

• Se mantiene una curva de rendimientos en euros líquida que facilite el acceso de otros emisores de los sectores público y privado de México a los mercados internacionales.

Fuente: SHCP

[email protected]