Hasta el momento, los gobiernos de Puebla, Coahuila, Guanajuato y Querétaro han hecho patente su interés para llevarse a casa la inversión de dólares que Volkswagen haría para instalar una planta ensambladora de su línea de autos de lujo, Audi.

Los nombres de estados como Jalisco y Nuevo León también han sido indicados como posibles concursantes para hacerse acreedores al capital, el cual impulsaría a sus sectores productivos de manufactura automotriz con este complejo que, se estima, producirá 150,000 camionetas de lujo Q5 a partir del 2016.

El secretario de Desarrollo Económico de Coahuila, Javier Guerrero, aseguró que iniciaron negociaciones con la firma para que instale la nueva planta en el corredor automotriz de Ramos Arizpe, mientras que ya tienen en la agenda reuniones con el corporativo en México y Alemania.

GUANAJUATO TIENE UNA TRADICIÓN AUTOMOTRIZ

Por su parte, Ramón Alfaro Gómez, secretario de Desarrollo Económico Sustentable de Guanajuato, aseguró que se trabaja en atraer más ensambladoras y proveedoras; sin embargo, no confirmó la negociación con la armadora, aunque tampoco la negó.

Cabe destacar que ha sido Guanajuato el que ha brillado a la hora de llevarse las grandes inversiones del sector automotriz, con los anuncios para construir plantas armadoras de Mazda, en Salamanca; Honda, en Celaya, Volkswagen (motores), en Silao, y la llantera Pirelli, también en esta última localidad.

Asimismo, José Calzada Rovirosa, gobernador de Querétaro, detalló que se tiene un plan de negocios y trabajo que se ha ofrecido a los inversionistas de la firma alemana y que está a la espera de respuesta.

En tanto, el secretario general del Sindicato Independiente de Trabajadores de la Industria Automotriz Volkswagen de México, Antonio Flores Trejo, comentó que Puebla tiene altas posibilidades de que Audi lo elija, ya que existe la disponibilidad de tierras, las condiciones laborales y personal capacitado para albergarla.

Y añadió que el gobernador Rafael Moreno Valle Rosas realizó una gira de trabajo en septiembre pasado por Alemania para reunirse con el consejo de la firma automotriz, a quienes habló de los potenciales que ofrece la entidad en terrenos e incentivos fiscales que ofrecería su administración para concretar la llegada de esa planta de vehículos de lujo. Hasta el momento, el funcionario no ha hecho declaraciones al respecto.

estados@eleconomista.com.mx