El Banco central chino anunció el sábado en su sitio internet que reducirá en medio punto la "ratio" de reservas obligatorias de los bancos, a partir del 18 de mayo, para aliviar las restricciones al crédito.

Ello se produce en momentos en que se ralentiza el crecimiento de la segunda economía mundial. El Banco central chino ya bajó dos veces en diciembre y una en febrero esas reservas obligatorias, muy elevadas en China.

La "ratio" de reservas de los grandes bancos estaba ubicada desde el pasado 24 de febrero en 20.5 por ciento.

Las reservas obligatorias representan la parte de los depósitos que los bancos deben poner en el banco central y que por lo tanto no pueden ser utilizadas para otorgar préstamos.

Esta decisión permite a los bancos prestar con más facilidad y era esperada tras la publicación el viernes de decepcionantes indicadores económicos, en particular la menor alza de la producción industrial en cerca de tres años.

JSO