Por segunda ocasión consecutiva, el Banco de México revisó al alza su rango esperado de crecimiento para este año. Ahora estima que hay elementos para sostener una expansión que va de 2 a 2.5%, con lo que incrementa en medio punto su expectativa de crecimiento.

En la presentación del penúltimo informe trimestral donde participó Agustín Carstens como gobernador del Banco de México, argumentó que se observa una mayor capacidad de gasto de las familias, una masa salarial que ya ha aumentado, e incluso las remesas.

Todo, precisó, ha fortalecido al consumo privado como fuente de crecimiento.

En la conferencia, esgrimió que el inicio de la discusión alrededor del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) ha venido también a fortalecer las inversiones desde Estados Unidos y las que no provienen de allá.

Pienso que el consumo privado, las exportaciones, y diría que también las remesas, han tenido un comportamiento bastante sólido .

Resultado de este diagnóstico, también corrigieron al alza su proyección para el 2018, donde ven a la economía con un crecimiento que va de 2 a 3 por ciento. Esto es 3 décimas de punto arriba del rango previsto tres meses antes.

El banquero central esgrimió que la economía ha completado 16 trimestres al alza, lo que es otro elemento que se considera como fundamento del cambio de las expectativas. No obstante, reconoció que el PIB continuó expandiéndose, si bien a una tasa de crecimiento ligeramente menor a la del primer trimestre del 2017.

Romper espinazo a la inflación

Carstens enfatizó que a pesar de que la inflación se mantiene por arriba de 6%, regresará a la convergencia y comenzará a bajar en los próximos meses .

El banco central está decidido a romperle el espinazo a la inflación y traerla a 3%, que es el objetivo puntual , refirió.

Desde su perspectiva, ya hay evidencia de que el ritmo de crecimiento de la inflación ha comenzado a desacelerarse, por ello es que la Junta de Gobierno se mantiene cómoda con el nivel de tasas que hay actualmente , de 7 por ciento.

Pero acotó que si en algún momento se vuelven a materializar presiones inflacionarias que puedan desviar la medición del objetivo, se hará lo necesario para regresar a la convergencia.

Los indicadores para el INPC que ya apuntan a una mejoría del proceso inflacionario, de acuerdo con el banquero central, son: el porcentaje de la canasta del INPC que ha ido reduciendo los intervalos de incrementos mensuales anualizados.

Así como la menor variación mensual desestacionalizada anual de la inflación general, y el indicador de media truncada de inflación, que es el que elimina la contribución de las variaciones extremas en los precios de algunos genéricos a la inflación de un índice de precios.

Menores tasas, sI se arraiga inflación baja

En la sesión de preguntas,Carstens sentenció que sin duda la decisión de bajar las tasas será tomada por la Junta de Gobierno en la que él ya no estará presente.

El funcionario dejará el cargo a fines de noviembre para asumir las funciones de gerente general del Banco de Pagos Internacionales (BIS).

La mayoría de los miembros de la Junta de Gobierno, que son los que se quedarán , relató, han sido bastante específicos de que el ajuste a la baja en las tasas debería ser muy cuidadoso y hasta el momento en que haya una altísima certidumbre sobre el hecho de que esté bien arraigado el proceso de reducción de inflación .

Proceso que se definirá con una clara tendencia a la baja y rumbo a la convergencia de la inflación al objetivo de 3 por ciento .

Eso no significa que el resto de las tasas de la economía no puedan bajar. Si bien es cierto que la política monetaria tiene una altísima credibilidad, (...) no me sorprendería que bajen tasas de corto plazo, (...) cuando el mercado vea bien consolidada la inflación (rumbo al objetivo), lo que sin duda se tomaría en cuenta por la Junta de Gobierno .

TLCAN, escenario negativo ?que sí existe

El banquero reconoció que la posibilidad de que Estados Unidos abandone el TLCAN es baja, pero sí existe. Por ello es la insistencia de la Junta de Gobierno para reforzar la economía interna, mantener la ejecución de las reformas estructurales y hacer una segunda ronda de cambios, explicó.

Además, tendrían que esforzarse por diversificar los mercados de exportación. Es un escenario de baja probabilidad, pero que sí existe, por eso la reflexión final de la Junta es la importancia que tiene perseverar en el marco macroeconómico sólido, que nos permitirá sortear un choque de esa naturaleza (la posibilidad de que EU salga del TLCAN) y que sigan profundizando reformas porque mejoraría capacidad de economía de crecer a mayores tasas , sugirió.

Enfatizó que si desde antes había buenas razones para pensar en la importancia de mantener la fortaleza macro, continuar pensando en la implementación de las reformas y buscar una relación mucho mayor y más estrecha con otras zonas, el riesgo del TLCAN enfatiza su importancia .

Carstens descartó estimar el impacto económico que tendría en México la disolución del TLCAN, pero consideró que uno podría argumentar que si se presenta la salida de EU del acuerdo, implicaría irnos a las reglas de la Organización Mundial del Comercio y no habría mayor diferencia .

La realidad es que creo que es anticipado estimar un impacto económico, pues habría que ver bien los escenarios de cómo se daría , expuso.

Accedió a precisar que la participación de Banxico en la renegociación del TLCAN es marginal . Explicó que hay colegas del banco ahí, apoyando a la Secretaría de Hacienda, en el capítulo financiero y que están participando en atención a la amable invitación que hizo la Secretaría de Hacienda .

Un honor, presentar informe ?de noviembre

El gobernador aseguró que será él quien presentará el próximo informe trimestral, programado para el 29 de noviembre. Sí estaré. Será un placer estar en esa fecha , dijo.

Descartó comentar sobre los aspirantes a sustituirlo una vez que deje el cargo, pues se trata de una responsabilidad del presidente de México decidir quién se quedará ocupando el espacio.

[email protected]