El Comité Federal del Mercado Abierto (FOMC) está tomando con cautela la decisión de subir la tasa ante la fortaleza que ha presentado el dólar en el último año y medio, reconoció la presidenta de la Fed, Janet Yellen.

De acuerdo con ella, el efecto que ha tenido el fortalecimiento del dólar en las exportaciones estadounidenses es una de las razones para que la Fed asuma un enfoque gradual en el endurecimiento de la política monetaria, comentó en la última comparecencia del año que realiza la banquera central ante miembros de las comisiones unidas del Congreso de Estados Unidos.

El crecimiento este año ha estado limitado por la debilidad de las exportaciones netas, que han sustraído medio punto de la expansión promedio que pudimos haber contabilizado, en los pasados tres trimestres. Este comportamiento resulta de la sustancial apreciación del dólar, que se ha mantenido en el último año y medio, haciendo más caras las exportaciones y más baratas las importaciones , detalló.

Ahí mismo, la banquera central enfatizó que la economía de Estados Unidos mantiene una trayectoria sólida, que evidencia una recuperación sustancial desde la gran recesión.

Estamos analizando aún la fotografía completa (...) Vamos a monitorear con cuidado el ambiente global para tomar (la decisión) que apuntale un sólido crecimiento , dijo.

La proximidad del alza de tasas fue el tema central del encuentro, y por segundo día consecutivo, la banquera enfatizó que existe un riesgo de prolongar demasiado el inicio de la normalización de la política.

Tan claros como han podido

En el encuentro también participó el vicepresidente de la Fed, Stanley Fischer, quien se limitó a dar un diagnóstico sobre la situación que tiene el sistema financiero de EU.

Un día antes, en una conferencia dictada en la Fed de San Francisco, dijo que los miembros del comité han explicado tanto como han podido cómo serían los movimientos de la tasa.

Hemos hecho cuanto se ha podido para tratar de que el mercado no se sienta sorprendido , dijo.

La banquera central reconoció que mucha de la expectativa del mercado tiene que ver con la dinámica que mantienen las políticas monetarias de Estados Unidos y la Unión Europea.

Sostiene diagnóstico

Un día antes, ante el Consejo de Economistas de Estados Unidos, la banquera central dijo que retrasar el alza de tasas en Estados Unidos podría llevar a la economía hasta a la recesión.

Si el Comité Federal del Mercado Abierto (FOMC) retrasa por más tiempo el inicio de la normalización de la política, probablemente terminaremos ajustando de forma abrupta. Una subida brusca podría perturbar los mercados e inadvertidamente empujaría la economía a la recesión , precisó.

[email protected]