Wimbledon, Gran Bretaña.- La búlgara Tsvetana Pironkova dio el martes mayúscula sorpresa en Wimbledon al eliminar a la segunda cabeza de serie y cinco veces campeona, Venus Williams, por el holgado marcador de 6-2, 6-3.

En cambio la otra de las hermanas de ébano, Serena Williams, primera preclasificada y campeona vigente, dio cuenta de la china Li Na (9) 7-5, 6-3.

La rival de Serena en semifinales será la checa Petra Kvitova, que derrotó trabajosamente a la estoniana Kaia Kanepi 4-6, 7-6 (8), 8-6.

La otra semifinal enfrentará a Pironkova con la rusa Vera Zvonareva, vigesimoprimera preclasificada, que superó una desventaja inicial para vencer a la dos veces ganadora del abierto estadounidense Kim Clijsters por 3-6, 6-4, 6-2 y avanzar a su primera semifinal en Wimbledon. Clijsters, que regresó a Wimbledon por primera vez desde el 2006 después de un retiro, había eliminado a su compatriota Justine Henin el lunes y era considerada una de las candidatas al título.

"Siempre saco bien en Wimbledon, pero esta es la primera vez que lo he hecho tan bien de manera tan consistente'', afirmó Serena. Ahora que todos los otros grandes nombres han desaparecido del cartel, Serena Williams es la superfavorita para el título.

Pero no le gusta ese favoritismo por el título. "No depende de mí que lo pierda sino que lo gane si es que puedo'', afirmó. "Hay otras tres personas que están buscando ganarlo. Tienen las mismas posibilidades que yo''.

Las hermanas Williams se habían enfrentado en cuatro finales de Wimbledon, en una de las cuales, el año pasado, Serena ganó su tercer título.

"Me siento muy feliz'', se entusiasmó Kvitova, de 20 años, con la voz embargada por la emoción. ``No lo puedo creer, es algo increíble''. Es la primera vez que dos jugadoras sin preclasificación como Kvitova y Pironkova llegan a semifinales del torneo femenino de Wimbledon en once años.

De todos modos Kvitova no cree que tenga muchas posibilidades frente a Serena Williams.

"Ella ganó aquí no sé cuántas veces'', comentó la checa. "Perdí con ella en el abierto australiano. Era muy rápida. No soy la favorita, de modo que puedo hacer mi juego y disfrutar''.

Venus Williams, segunda cabeza de serie, que llegó a la final de Wimbledon en ocho de los últimos diez años, incurrió en una serie de errores no forzados y faltas dobles en su derrota que se constituyó en la mayor sorpresa del torneo femenino.

El resultado descartó una nueva final entre las hermanas Williams.

"Hoy tuve muchas oportunidades y no las aproveché'', admitió Venus Williams. "Hoy no traje mi mejor tenis''.

Pironkova, de 22 años, que ocupa el lugar 82 en el escalafón del mundo, era la jugadora de menor ubicación en el ránking que quedaba entre las mujeres y nunca había avanzado más allá de la segunda rueda de un torneo de Gran Slam.

"Honestamente, no creo que nadie esperaba que yo jugase una semifinal en Wimbledon y que le ganara así a Venus Williams'', dijo Pironkova. "Al venir aquí sólo pretendía tener un buen desempeño, quizás ganar una o dos rondas. Todavía no creo haber llegado a semifinales. Es como un sueño para mí''.

Pironkova había vencido a Williams en la primera rueda del abierto australiano en el 2006, pero pocos le asignaban posibilidades de repetir su victoria en las canchas de césped del All England Club, donde Williams había sido tan dominante en la última década.

Pero Williams estaba desconocida, y Pironkova se aprovechó.

La estadounidense incurrió en 29 errores no forzados, en comparación con seis de su rival, y tuvo cinco faltas dobles.

Pironkova negó a Williams la que habría sido su victoria número 200 en césped y le arruinó la posibilidad de una quinta final con su hermana menor, que la había derrotado el año pasado para conquistar su tercer título aquí.

Pironkova es la primera mujer representante de Bulgaria que llega a una semifinal de Gran Slam en la era del abierto. Manuela Maleeva-Fragniere, nacida en Bulgaria, representó a Suiza cuando llegó a semifinales del abierto estadounidense en 1992 y 1993.

Los varones tenían día libre en anticipo a los encuentros del miércoles por cuartos de final.

BVC