José Mourinho es un factor económico para Real Madrid. El club ha crecido 17% en sus ingresos desde que llegó al banquillo y significa un aderezo perverso para incrementar la audiencia televisiva en el último par de años. La guerra de guerrillas del portugués se traduce en millones de euros.

Los madridistas y los anti aseguran en cualquier foro que Mourinho dista mucho de tener los valores de Chamartín: elegancia, respeto, caballerosidad y Florentino Pérez, presidente de club, apostó por él y a nivel financiero Madrid no resiente la crisis que vive España.

Football Money League, de la consultora Deloitte, detalla en su último informe del 2012 que Real es el número uno en todo el planeta del futbol en ingresos y apenas hace unas semanas informó que lograron la cifra récord de 514 millones de euros para el ciclo 2011-12, 75 millones de euros más que los 439 de la campaña 2009-10, un año antes de que el entrenador portugués llegara a la Casa Blanca.

Mourinho ha tenido batallas con Jorge Valdano, Karim Benzema, Kaká, Pedro León, la afición del Madrid, Zidane, Florentino Pérez, Mesut Özil, Sergio Ramos, Iker Casillas, Vicente del Bosque, Tito Villanova, Pep Guardiola, Lionel Messi, Rafael Benítez, con todo el mundo para resumir la lista.

El portugués y sus polémicas le han permitido a las empresas de televisión tener más expectativas en cada clásico, como el de fin de semana: Real Madrid vs FC Barcelona.

En un estudio de la consultoría Prime Time Sport consultado por El Economista, detalla que la audiencia con José Mourinho aumentó desde su llegada al banquillo blanco en 27 por ciento.

Para la campaña 2012-13 se tienen garantizados cuatro partidos, los dos que se disputaron en la Supercopa de España y los dos de Liga, pero considerando su nivel seguramente se podrán ver más adelante en la Copa del Rey o la Champions League.

Pero la buena noticia para las televisoras es el impacto mundial del duelo, por estos cuatro cotejos se espera que lo miren 1,600 millones de personas en total.

Bwin, Adidas, Nike, Qatar Foundation, algunas de las marcas que patrocinan a Madrid y Barcelona tendrán ese impacto global, nada despreciable.

La polémica, aunque la descartan en su filosofía ambos equipos, resulta ser un gran negocio para las entidades que se citarán este domingo Camp Nou y donde José Mourinho ha sido el ícono de rechazo, indignación, admiración y pleitesía que le hace ganar millones euros a dos grandes como Madrid y Barcelona.

[email protected]