Los futbolistas mexicanos Miguel Layún y Jesús Corona contribuyeron con una anotación para la goleada 3-0 con la que Porto selló su pase a la fase de grupos de la Champions League, a costa del conjunto de Roma.

La tercia de jugadores tricolores, conformada por Layún, Corona y Héctor Herrera, vio actividad ante la escuadra italiana, mientras que su compatriota Diego Reyes no fue considerado para ingresar al campo de juego.

A ocho minutos de haber arrancado el encuentro en el Estadio Olímpico de Roma, los Dragones se pusieron por delante en el marcador 1-0 gracias a la anotación del brasileño Felipe de Almeida.

Sin ningún otro movimiento en la pizarra durante la primera parte, el cuadro portugués buscó finiquitar el enfrentamiento al mandar como relevo para el segundo tiempo a Layún, quien no tardó en acoplarse al partido y al minuto 73 marcó el 2-0, tras una jugada en la que burló al portero polaco ?Wojciech Szczesny.

Tan sólo dos minutos más tarde, Tecatito Corona concretó la goleada 3-0 para los blanquiazules a través de un esfuerzo individual en el que superó a la defensa romana y disparó hacia portería, dejando sin oportunidad al guardameta Szczesny.

Con este resultado, el marcador global de la serie fue de 4-1 en favor de Porto, tras haber empatado 1-1 en el primer duelo, y de esta manera los Dragones y sus mexicanos firmaron un pase directo para la edición 2016-2017 de la Liga de Campeones de Europa.

Mónaco eliminó a Villarreal

El Villarreal perdió 1-0 ante el Mónaco, lo que unido a la derrota por 2-1 en casa la semana pasada, elimina al Submarino Amarillo de la carrera por disputar la fase de grupos de la Liga de Campeones, donde sí estará el club del Principado.

El Mónaco abrió el marcador merced a un penal convertido por el brasileño Fabinho en el tiempo añadido. El colombiano Rafael Santos Borré dispuso de una gran ocasión para el conjunto español en un mano a mano con el arquero (40), sin poder concretar.

Desde que lo hiciera el Lille en 2012, ningún club francés había superado el repechaje de la Liga de Campeones.

Por su parte, el Celtic de Glasgow vuelve a la élite del fútbol europeo tres años después luego de eliminar, no sin dificultad, al campeón de Israel, el Hapoël Be’er-Shéva. Los escoceses perdieron 2-0 en la vuelta, pero el 5-2 logrado en Escocia les dio el pase.

Los irlandeses del Dundalk se quedaron a un paso de dar una sorpresa mayúscula. Arrastraban un 2-0 en contra de la ida, pero dominaron 1-0 durante muchos minutos al Legia de Varsovia, que igualó en el descuento. También estará en el sorteo el Ludogorets ruso, verdugo del Viktoria Plzen checo.