Monterrey, NL. La madurez de los consumidores en línea ha logrado que en México el e-commerce crezca 35% durante este año, siete puntos porcentuales más que en 2018, indicó a El Economista, Roney Almeida, Country Manager de VTEX para México y Centroamérica.

Explicó que en los últimos tres años se ha observado una clara tendencia de crecimiento del comercio electrónico, puesto que el año pasado avanzó 28% y en 2017 fue de 25 por ciento.

Por ello, consideró que “es el gran momento para que las empresas puedan empezar con su estrategia digital”.

Las ventas de e-commerce en México alcanzan 17,629.6 millones de dólares, con un porcentaje de penetración de internet de 65%, indica un estudio de Linio.

En América Latina, México ocupa el segundo lugar en comercio electrónico, detrás de Brasil, que alcanza ventas por 19,722.6 millones de dólares y tiene una penetración de internet de 71 por ciento.

Argentina ocupa el cuarto lugar en ventas con 4,260.7 millones de dólares, sin embargo, es uno de los diez países en el mundo con mayor penetración de internet, con 93%, según Linio.

Retos para adoptar el e-commerce

Para que las empresas adopten el e-commerce, dijo Almeida, primero se debe contratar al personal adecuado, después empoderarlo para que pueda tomar decisiones y tener claro que las ventas a través de comercio electrónico no es un proceso de inicio y fin, sino que es un proceso de solución y mejora continua.

Dos empresas que mencionó están haciendo un trabajo increíble con el e-commerce, son Femsa y Elektra, “tienen como característica el pensamiento ágil y tienen un objetivo muy claro de hacia dónde quieren llegar”.