El director general del ISSSTE, José Reyes Baeza, afirmó que el gobierno quiere modernizar la administración del Fondo Nacional de Pensiones de los Trabajadores al Servicio del Estado (Pensionissste), por ello la reforma que el presidente Enrique Peña Nieto envió al Congreso de la Unión y que actualmente analiza la Cámara de Diputados.

Al comparecer ante los integrantes de la Comisión de Seguridad Social del Senado, misma que preside el perredista Fernando Mayans, Reyes Baeza expuso que lo que se busca es dotar de personalidad jurídica al Pensionissste con el fin de que tenga autonomía operativa y financiera, pero este cambio no afectará a los pensionados.

Dijo que el gobierno federal continuará como responsable único del pago de la pensión a los trabajadores que no eligieron cuenta individual en la reforma del 2007 y que la reforma no altera los términos de la pensión garantizada.

Aseguró que Pensionissste mantendría las condiciones de pensión mínima garantizada y reinversiones de remanentes de operación, y podría mejorar los rendimientos y comisiones.

Muestra de ello, dijo, es que Pensionissste se mantendrá como la administradora de fondos para el retiro (afore) que cobra la menor comisión del Sistema de Ahorro para el Retiro (SAR), para el próximo año rondará sobre 0.88%, por debajo de 0.92% que cobró este 2015.

Es importante decirlo enfáticamente, el espíritu de la reforma es hacer del Pensionissste una afore pública más competitiva que no tenga ataduras burocráticas legales, que le permita tomar decisiones ágiles, prontas, expeditas, para construir el mejor escenario , dijo.

No es una privatización

Reiteró que la reforma no está encaminada hacia la privatización del Pensionissste; por el contrario, se busca darle mayor movilidad y eficiencia a la prestación del servicio.

Recordó que el presupuesto 2016 del instituto es de 229,916 millones de pesos, de los cuales 34,970 millones corresponden a servicios personales; 15,851 millones a materiales y suministros; 16,400 millones a servicios generales; 613 millones a transferencias, asignaciones, subsidios y otras ayudas; 1,265 millones para bienes, muebles, inmuebles e intangibles; 1,687 millones a inversión pública y 159,131 millones de para pensiones.

Además, expuso que tiene un presupuesto para crear 10,000 plazas para el área médica y de enfermería y el programa de obras del próximo año tendrá una inversión de 1,685 millones de pesos. (Con información de Tania Rosas)