Condiciones que han mejorado durante los últimos años, tal es el caso de tasas de interés históricamente bajas, hacen que, pese a la crisis que se vive por la pandemia de Covid-19, sea un buen momento para contratar un crédito hipotecario, afirmó Paulina Prieto, integrante del comité hipotecario de la Asociación de Bancos de México (ABM).

En una emisión más de la serie #BancaExplica, la también vicepresidenta de crédito hipotecario de Scotiabank, detalló que de enero a mayo, hubo una disminución en los créditos otorgados entre todas las instituciones (públicas y privadas) de 11.8% y de 7.7% en el monto, ello, en su comparación con el mismo periodo del 2019.

Para el caso específico de los bancos, la disminución en el mismo lapso fue de 18.5% en créditos otorgados y de 10.8% en el monto financiado. Sólo en mayo, la caída fue de 40.8% y 32.8% respectivamente para el sector bancario.

No obstante, Paulina Prieto consideró que hacia adelante ya se ve una originación más consistente, aunque aclaró que la situación económica que se vive por la pandemia no es menor, dado que la caída del PIB en el segundo trimestre fue de alrededor de 20%, y se ha perdido cerca de un millón de empleos.

“Son factores que hay que considerar, pero la vivienda se vuelve sumamente relevante para el crecimiento de la economía y para mitigar el impacto, porque prácticamente representa esta industria el 13% del Producto Interno Bruto (PIB)”, dijo.

En su presentación, destacó que en los últimos años -desde que la banca volvió a otorgar créditos hipotecarios tras la crisis de 1995-, la cartera se ha mostrado resiliente a otros episodios económicos complicados como los del 2008-2009 y 2013, este último cuando quebraron algunas constructoras de vivienda.

“Casi 7 millones de familias han adquirido una casa con un crédito hipotecario en estos años”, puntualizó. 

Han mejorado condiciones

Paulina Prieto destacó que en los últimos años, ante la bajada de la tasa de referencia por parte del Banco de México (Banxico), los bancos han actuado en la misma dirección y hoy las tasas en créditos hipotecarios son históricamente bajas, con un promedio de 9.7% a mayo de este año.

Pero aunado a ello, enfatizó, ahora son tasas fijas, además de que han mejorado otras condiciones como una reducción importante en las comisiones; los plazos han crecido; y se ha incrementado el monto del financiamiento hasta a un 95% del valor de la vivienda. Por otra parte, los seguros se han reforzado.

De igual forma el abanico de créditos hipotecarios se ha extendido, pues además de para adquisición, también se pueden utilizar para renovación, ampliación y mejora de vivienda; compra de terrenos, preventa de inmuebles, pago de pasivos y hasta para obtener liquidez en tiempos como el actual.

En cuanto a precios de vivienda, la integrante del comité hipotecario de la ABM, destacó que aunque se han mantenido estables en los años con crecimientos en algunas zonas, se perfila una tendencia de ligera baja, sobre todo para vivienda residencial y residencial alta, y particularmente en entidades como la Ciudad de México y Estado de México.

“Sin duda hay factores macroeconómicos que están sacudiendo la economía. Sin embargo también hay factores de demanda y de oferta que hacen que sí sea un buen momento para adquirir una vivienda. Si el cliente cuenta con ingresos (…) hoy las condiciones (de los créditos hipotecarios) son otras”, afirmó Prieto.

kg