Los integrantes del Comité de Dirección de la Asociación de Bancos de México (ABM), encabezados por su presidente, Luis Niño de Rivera, sostuvieron una reunión virtual con senadores de distintos grupos parlamentarios, para presentarles información detallada sobre el sector y la forma en que puede contribuir a la reactivación económica del país.

Lo anterior, en vísperas de la 84 convención bancaria que se celebrará los próximos 11 y 12 de marzo en el Club de Banqueros del centro de la Ciudad de México.

Ahí, los integrantes del comité de dirección de la ABM, entre otras cosas, mencionaron que la meta para el 2023, es llegar al 99.7% de los municipios del país, ello, a través de corresponsales bancarios y banca digital, pues los banqueros destacaron las ventajas de esta última al ser más accesible, de menor costo, e incluso con la mayoría de los servicios gratuitos.

La propia ABM ha dicho que desde diciembre del 2018 al segundo trimestre del 2020, se aumentó la presencia de la banca en 191 municipios, al pasar de 1,924 a 2,115. La meta de abarcar todas las localidades con productos y servicios bancarios se planteó al gobierno actual al inicio de la administración.

De igual forma, los integrantes del comité de dirección de la ABM destacaron a los legisladores, que al cierre del 2020, la banca tenía disponibles 1.4 billones de pesos para prestar a proyectos viables.

En este sentido, para este 2021, se afirmó, la banca está lista para atender la demanda permanente de crédito.

 

Apoyo a clientes en la pandemia

De igual forma, se informó que, ante los efectos económicos provocados por la pandemia de Covid-19, la banca benefició a más de 8.6 millones de clientes, de marzo a julio de 2020, a través del diferimiento de capital e intereses, con más de 1.1 billón de pesos de crédito inscrito.

Posteriormente, se benefició a 1.1 millón de clientes con reestructuras, de octubre a diciembre de ese año, con más de 334,000 millones de pesos de créditos reestructurados.

Niño de Rivera y el comité de dirección, integrado por el presidente ejecutivo de la Asociación, Carlos Rojo; y los vicepresidentes Eduardo Osuna, Julio Carranza y Raúl Martínez-Ostos, respondieron las inquietudes de los legisladores, haciendo énfasis en la necesidad de coordinación y colaboración con la banca de desarrollo, el combate a la informalidad, la necesidad de planes de infraestructura regionales y los esfuerzos que la banca hace para comunicar a sus clientes la importancia de no dejarse engañar y cuidar sus datos bancarios.

Luis Niño aprovechó para presentar, ante senadores, al próximo presidente de la ABM, Daniel Becker, quien asumirá el cargo la próxima semana en el marco de la 84 convención bancaria.

Becker destacó que se ha hecho mucho, pero reconoció que falta por hacer, por lo que ofreció la plena disponibilidad del comité de dirección que encabezará en el periodo 2021-2023, y con la banca en general, para seguir trabajando por el bienestar económico de México.

El presidente del Senado de la República, Eduardo Ramírez Aguilar, dio la bienvenida y reconoció la labor del gremio al contribuir en la reactivación de la economía nacional. Afirmó que la banca es indispensable, y su intervención para fomentar el desarrollo permitirá que todos los sectores se reactiven mucho más rápido.

rrg