Asuntos como la inseguridad y las reformas estructurales no modifican para este año las proyecciones económicas de México, aunque los cambios estructurales detonarán el crecimiento vía inversión con el paso de los años, declaró Thomas Helbling, jefe de la División de Estudios Económicos del Fondo Monetario Internacional (FMI).

Durante el hangout Voces en Directo que emitió ayer El Economista, a través de su sitio web, el funcionario del FMI comentó que para México no prevé cambios sobre la expectativa de crecimiento económico de 3.0% en el 2014, pero de haberlos, provendrían del exterior y no de asuntos locales como las reformas o la inseguridad.

Luego de que el presidente Enrique Peña Nieto fuera cuestionado con respecto al manejo de la inseguridad durante su discurso en el Foro Económico Mundial, Helbling especificó que la inseguridad es un problema para la economía mexicana, pero no es un factor para las proyecciones actuales de crecimiento de México.

El problema de la inseguridad ha rondado en México por bastante tiempo… pero no vemos que la inseguridad vaya a generar un cambio en cuanto a las perspectivas de crecimiento del país y tampoco respecto del impacto que las reformas estructurales van a tener , comentó.

Sobre las reformas estructurales, Helbling aseguró que tendrán un efecto positivo -por ejemplo en el sector energía vía inversión- pero se verá a través de varios años.

Si vemos la experiencia de otras economías (que realizaron reformar estructurales), usualmente tomaron varios años en materializarlas (…) va a haber efectos benéficos, pero sería un error tratar de verlos en un año , explicó.

No obstante, Helbling aseguró que el equipo del FMI encargado de México ya discute sobre las implicaciones que tendrán las reformas estructurales en años venideros. Además, afirmó que las reformas le dan una ventaja a México con respecto a otras economías emergentes que tienen problemas en infraestructura.

En cambio, lo que sí puede dar un cambio, y a la alza, de las expectativas de crecimiento de México es el buen desempeño que lleva Estados Unidos. El crecimiento que nosotros anticipamos en la economía mexicana lo adjudicamos a una mejor economía en Estados Unidos , explicó.

LAS DOS CARAS DEL EFECTO CONTAGIO

Para el mundo, el funcionario del FMI expresó que se ve una recuperación, y se prevé un crecimiento de 3.7% este año y de 3.9% en el 2015. Entre los motores de crecimiento de este año se encuentra la mejora de las economías avanzadas, lo cual es un beneficio y a la vez un reto para las economías emergentes.

Para las economías emergentes se espera un crecimiento contagio, y esto se da ya que las economías avanzadas van mejorando y entonces la demanda de éstas está impactando positivamente sobre las emergentes , acotó Hebling.

Sin embargo, advirtió que los flujos de inversiones que iban a las economías emergentes pueden cambiar.