Si tienes un crédito automotriz y consideras que estás pagando mucho de interés, HSBC México asegura que te puede ofrecer mejores condiciones.

Este jueves el banco de origen británico incursionó en la portabilidad de créditos automotrices. Hoy ya existe la portabilidad hipotecaria, de nómina y de tarjetas de crédito. Es decir, que si el cliente no está de acuerdo con las condiciones de su financiamiento, puede buscar e irse a otro banco que tenga una mejor oferta.

Enrique Margain, director ejecutivo de crédito hipotecario y automotriz de HSBC México, explicó que algunos de los beneficios de la movilidad bancaria son: una mejora en las tasas de interés para los créditos, menos comisiones cobradas, mejores rendimientos para las cuentas de ahorro e inversión y acceso a mejores servicios y soluciones.

“En resumen, la portabilidad permite mejorar las condiciones financieras de los clientes”.

De acuerdo con el directivo, hoy hay en el mercado 390,000 créditos de auto que pagan una tasa superior al 15%, y es a estos clientes a los que el banco les quiere ofrecer, entre otros beneficios, una tasa fija anual de 12.5%, además de cero comisión por apertura, entre otros beneficios.

¿Cómo adquirirlo?

En realidad lo que hace el banco es saldar tu adeudo actual con el otro banco, para después otorgarte uno en mejores condiciones.

De acuerdo con el banco, para poder pasar tu crédito automotriz a este banco, debes cumplir con la siguiente documentación: solicitud de crédito, identificación oficial, comprobantes de domicilio y de ingresos; último estado de cuenta, y la factura (aunque el banco ya no se queda con esta, y puede ser copia o en archivo PDF).

Después de ello, acudir a una sucursal de HSBC con la documentación; se autoriza el mismo día, se firma y se hace la transferencia.

Eso sí, quienes quieran hacer esta operación deben tener un crédito automotriz vigente; una antigüedad mínima de 9 meses desde la apertura; un saldo mínimo a transferir de 50,000 peso; y que el financiamiento sea con al menos 12 meses para su liquidación.